Análisis de Narcos de Netflix. Temporada 1. Capítulo 5

2

Muy buenas!! Vaya telita con el episodio de hoy, la guerra ha empezado y los narcos no se andan con chiquitas, como era de esperar…

Empezamos…

Los Ochoa, Gacha, Gustavo y Pablo se encuentran en Panamá escondidos bajo el regimen de Noriega, algo que los mandamases de Estados Unidos no quieren creer. Ni les hace falta porque Escobar no está dispuesto a pasar lejos de su tierra mucho tiempo, por lo que decide pasar a la acción. Manda eliminar al aspirante a presidente Carlos Galán, enérgico en la lucha contra los narcos, que a pesar de llevar chaleco antibalas acaba falleciendo ante la lluvia de balas. Un acto que a los hermanos Ochoa no les acaba de satisfacer del todo, ya que consideran que tanta violencia les acabará pasando factura.

Mientras, en el entierro de Galán, su hijo ensalza la figura de César Gaviria, como nuevo presidente y líder contra la lucha del narcotráfico. A Gaviria lo vemos en los siguientes minutos como una persona menos exaltada que su predecesor, a pesar de que él era el que hacía los discursos de Galán, pero ya no está tan seguro de seguir abogando por esa estrategia. La política del terror de los narcos comienza a hacer mella.

entierro galán

Tras el magnicidio de Galán, los narcos emprenden el viaje de vuelta a Colombia, al hogar. Nada más llegar, seducen a César Gaviria con sobornos a lo que él, asustado en un principio, se ve obligado a acceder. Otra cosa será convencer a Carrillo; que en este episodio se le concede crear un grupo de militares altamente cualificados para la lucha del narcotráfico. Carrillo que por otra parte, sobrevivirá a un ataque en un restaurante con su mujer. Éste es de los duros, esperemos que nos dure.

carrillo action man

Hacemos un paréntesis y es que esta semana tenemos dos escenas de cama que pueden traer consecuencias, sobre todo una, Gustavo se acuesta con la hermana de los Ochoa en un momento en el que las relaciones de Escobar con los hermanos está pendiendo de un hilo. La otra es la de Peña con la informante, no por menos esperada puede ser también contraproducente, ya veremos.

Concluye el episodio con un César Gaviria envalentonado contra los narcos, siendo digno heredero de Galán. Y con Carrillo llamando personalmente a Escobar para decirle que no descansará hasta acabar con él. Una declaración de intenciones. El otro epílogo, el de Gacha recibiendo  los lanzamisiles, se resume en que si la policía va a tiros contra los narcos ellos van a misiles.

gacha

¿Os ha gustado el episodio? A mi me ha encantado como los anteriores. Pasen, lean y dejen sus impresiones.

Hasta el jueves que viene.



el autor

Community manager, Historiador y documentalista, apasionado del cine, las series, la lectura y el fútbol... en definitiva de las cosas que nos hacen felices.

2 comentarios

Deja tu comentario

Recomendado en Las Cosas felices
Transmetropolitan. La que puede ser para muchos o si no para todos los que leyeron esta gran serie, la obra maestra de Warren Ellis. Ser aficionado…