IniciocineAnálisis de Secret Wars 3

Análisis de Secret Wars 3

Este artículo contiene spoilers, quedas avisado de que lo leerás por tu cuenta y riesgo. Por aquí os dejo los enlaces al análisis de los anteriores números y a los tie-ins:

Argumento principal:

Tie-ins:

Puesto que este número está compuesto por tres capítulos y con propósito de profundizar un poco más, he decido analizar uno a uno dichos capítulos.

Capítulo I: Asuntos de Estado.

En este capítulo, Jonathan Hickman nos muestra un Dios omnipotente lejos de su divinidad. Como dije con anterioridad, Doom es omnipotente pero no omnisciente, y tampoco controla del todo su poder, a si que Dr. Strange le informa de los problemas que surgen en Battleworld y en los reinos cercanos al suyo, y para los asuntos que no requieran su atención envía a los Thors a solucionar el problema. Más allá de la indirecta presencia de Doom y de los dos escasos diálogos en el segundo número, en este le veremos y leeremos literalmente desde la segunda viñeta hasta la décima pagina. Puede parecer poco puesto que no es hasta la octava pagina en la que empieza el cómic, pero en el segundo capítulo Doom nos brindará una magnifica conversación. Jonathan Hickman nos muestra un dios pacifico pero impaciente que aborrece los minios asuntos de su reino, y a un Dr. Strange reprochando su comportamiento, a la vez que nos cuenta entre secretos y de manera cifrada lo que pudo pasar después de la última incursión y de la creación de Battleworld.

Posteriormente a esta escena, vemos los vestigios de la última y desesperada solución del universo 1610 por salvar lo poco que quedaba. Una nave vacía, medio enterrada en mitad del desierto, con el cadáver de un Thor ante ella. Dr. Strange, con ayuda de su nuevo ojo descubre que esa nave no es de su tiempo, a si que manda a los Thors a investigar. Pero la nave no estaba vacía del todo, en ella se escondía un polizonte que, a sorpresa de Dr. Strange, recordaba lo sucedido antes de la incursión final. Como dijo el propio Doom, Dr. Strange se encarga de “mantener oculto lo que debe ser secreto, descubriendo lo que debe saberse” ¿Pero qué tiene esto de especial? Ahí está la gracia, aún no lo sabemos.

Gracias a Jonathan Hickman por sus diálogos y a Esad Ribic por sus magnificas expresiones faciales, podemos ver que hay secretos e incógnitas latentes no solo durante en este capítulo, si no durante todo el número. Posiblemente esta sea la forma que tiene Jonathan Hickman para decirnos que todo lo que era Marvel antes, ha desaparecido y ya no tiene importancia. Claro está dejando a un lado el hecho de que Hickman masacró a casi todo el elenco Marvel durante los últimos números de Vengadores y Nuevos Vengadores y en el primer número de Secret Wars.

Capítulo II: El Inquieto Corazón de Dios.

Permitirme que os diga que este sin duda es mi capítulo favorito. Toda la acción trascurre en un mismo sitio: en lo alto de una torre de Doomgard con solo dos personajes, el propio Doom y su reina, Sue Richards. Tanto las expresiones, los movimientos y por supuesto los diálogos durante toda la escena muestran, como he dicho antes, a un dios lejos de su divinidad, con dudas, inseguridades y arrepentimientos, y a una reina que añora a su hermano convertido en el sol como castigo, al que algunos habitantes de los altos y bajos reinos adoran. Doom se muestra benevolente y paciente ante ese tipo de cultos, y apoya a su reina en su decisión de convertir a su hermano en una estrella. Pero Doom tiene dudas sobre si de verdad en su mundo perfecto hay espacio para el y si tuvo que apartarse de su labor una vez concluida.

Me malinterpretas… No hay falla en el mundo– es tal y como deseaba. Pero mi pueblo se rebela porque he fallado en inspirarlo apropiadamente. Soy un pobre dios. Pienso en que, una vez concluida mi labor, debí removerme de ella. Quizás los dioses de lo antiguo tenían razón… Es mejor  no ser visto– exigiendo fe y más allá de ser definido por lo mundano. Comienzo a creer que en mi mundo perfecto yo soy la única cosa fallada.

– Doom – Secret Wars #3 –

En conjunto, toda la escena es digna de una obra de teatro, e incluso cumple el termino teatral “Deus Ex Machina” casi de manera literal. Los diálogos son exquisitos, y se concentran mucho en la personalidad de Doom, en sus pensamientos, dudas y reflexiones. Y la manera de terminar el capítulo está cargada de un interesante simbolismo:

[spoiler]DoomFace(2)[/spoiler]

Hickman nos muestra como de débil puede llegar a ser un dios.

Capítulo III: Dios Doom Ama a Todos los Hombre Salvo Uno.

Se podría decir que el capítulo final es el arranque de la tempestad precedida por la calma. Hasta ahora hemos visto un mundo pacifico, tranquilo y prospero aun con sus casi infinitos peligros en cada una de sus regiones, pero ahora y empalmando con el cuarto número, la tranquilidad termina con el inicio de una serie de catastróficos acontecimientos. Dr. Strange, al descubrir aquella nave medio enterrada en el desierto con un polizonte en su interior, decide revelar el pequeño secreto que escondía en su Sanctum Sanctorum: La nave que utilizaron los Nuevos Vengadores para sobrevivir a la incursión final en la tierra 616. Surgen preguntas con sus poco comprensibles respuestas, y los Nuevos Vengadores descubren la verdadera situación en la que se encuentran. Solo podemos esperar un caótico, aunque posiblemente fugaz enfrentamiento entre los Nuevos Vengadores y Dios.

Y finalmente, una breve escena que dará lugar al caos en el cuarto número de Secret Wars, ocurre en mitad de la nada. El Cabal se enfrentará a los Thors. Pero, como he dicho, esto solo es un preludio, a si que la verdadera acción nos espera en el siguiente número.

[spoiler]Secret Wars (2015-) 004-004 copy[/spoiler]

En general todo el número es simplemente una maravilla. Jonathan Hickman está creando una historia exponencialmente épica de manera sutil y alejándose muchísimo de lo absurdo o gratuito prometiéndonos acción en su debido momento, a la vez que porta trasfondo y profundidad a los protagonistas con diálogos casi teatrales.

Ex colaborador de la webhttps://www.lascosasquenoshacenfelices.com
Ex colaborador de Las cosas que nos hacen felices al que agradecemos su tiempo y su aportación. Muchas gracias.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

ÚLTIMOS ARTÍCULOS

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos.
Privacidad