Análisis de Sherlock. Temporada 4. Capítulo 2

2

Análisis del primer capítulo, The six Thatchers.

Bienvenidos una semana más al análisis de la cuarta temporada de Sherlock. Tras un primer episodio decepcionante, mis esperanzas con la calidad de esta tanda de capítulos no se han hecho esperar. Estamos ante uno de los mejores episodios de toda la serie, todo un juego de malabarismos a cargo de Steven Moffat, creador y guionista del capítulo The lying detective, adaptación libre del relato El detective moribundo.

ARGUMENTO: Watson afronta una tremenda tragedia mientras Sherlock se las ve con el adversario más astuto de toda su carrera: un rico filántropo que esconde un oscuro secreto.

SPOILERS A PARTIR DE LA IMAGEN

Sherlock remonta.

Si en el análisis del primer capítulo dije que no era un buen capítulo de Sherlock y que su independencia argumental se veía eclipsada por los avances en la relación entre Holmes y Watson, voy a permitirme matizar un poco esta afirmación. Mantengo todo lo que escribí la semana pasada pero… era necesario. Supongo que se podría haber elaborado una intriga mejor que la que vimos en The six Thatchers, pero no se puede entender The Lying detective sin encontrar a Holmes y a Watson con su relación prácticamente destruida.

Todo el capítulo está calculado a la perfección, y eso que se trata del más psicodélico, sobre todo en su primera parte, hasta la fecha. Mérito de Moffat, un mago a la hora de desviar la atención de nuestros ojos. El frenético inicio de capítulo, con un Holmes colocado hasta las cejas que apenas puede seguir a su propia mente y las deducciones que realiza a trompicones sobre Culverton Smith son una treta que nos hace olvidarnos de lo realmente importante: el mensaje que Mary le mandó a Sherlock y ese Salvar al soldado Watson.

Y es que el caso que se nos presenta no es sino el plan de Sherlock, organizado por Mary, para que Watson le salve la vida y así recompongan su relación. Un engaño tan bien pensado que Sherlock predice lo que va a hacer Watson en todo momento, dos semanas antes de efectuar su plan. Una vez más, el misterio queda en un segundo plano.

Calverton Smith

Sin embargo, a diferencia del episodio anterior, el caso sí que tiene interés. Es probable que Calverton Smith no tenga la inteligencia de Moriarty o Magnussen, pero es el villano más repulsivo al que se han enfrentado Holmes y Watson en toda la serie. Mérito tiene la magnífica interpretación de Toby Jones, que encarna a un asesino en serie con poder y dinero y, por tanto, con un rastro de crímenes fáciles de ocultar. Imposible imaginar una historia mejor para reconciliar a Sherlock y a John tras la muerte de Mary.

Sherlock y John.

En lo que refiere al compañero de Sherlock, este es el capítulo que lleva más al límite a John Watson, el eterno acompañante, al que ni siquiera se le reconocen los escritos sobre los casos de Sherlock. Atormentado por haber engañado a Mary con la mujer del autobús, mantiene una conversación constante con su mujer muerta, un reflejo de su propia mente. Es la primera vez que profundizamos en la mente de Watson, una persona tan íntegra que, como dice Sherlock, a veces no parece humana. Como Sherlock, aunque de un modo distinto.

La escena de la reconciliación entre ambos queda como una de las mejores de la serie, tal vez la más emotiva de todas. Cumberbatch y Freeman están fenomenales. Es algo más que buena química entre actores lo que vemos ahí. Es una relación que comenzó antes de que ambos alcanzaran el estrellato. El enfrentamiento termina con un abrazo que destila sinceridad y con la despedida de Watson y Mary tras confesar que se escribía con otra mujer. Sherlock y John deciden tirar para adelante juntos, como el fénix que renace de sus cenizas.

El giro final

Pero no es oro todo lo que reluce. Algo no cuadraba y pocos o ninguno supimos verlo. La mujer del autobús que seduce a Watson, la hija falsa de Smith y la psicóloga. La misma persona, expuesta una y otra vez delante de sus narices. Y la constante mención de Sheringford, el hermano secreto de Sherlock y Mycroft, un personaje apócrifo de la literatura holmesiana. Moffat y Gattis son genios y, como tales, hacen de lo sencillo algo extraordinario. No solo Sheringford no es un hombre, sino que es una villana. La más peligrosa a la que se han enfrentado nuestros protagonistas.

Eurus, como se hace llamar, quiere decir Viento del Este. Ya se hizo referencia a ella en la tercera temporada. Y también está detrás de esos ¿Me echabas de menos? que recibía Sherlock. El capítulo finaliza con un disparo, presumiblemente hacia la cabeza de Watson. Es difícil saber qué pasará en el último capítulo, pero apuesto a que ha habido una especie de alianza entre Moriarty y Eurus. Tal vez ella es parte del plan postmortem de él o a la inversa, ella le ha utilizado a él para distraer a Sherlock. Tampoco sabemos si volveremos a ver a Irene Adler, viva y coqueteando con Sherlock vía SMS. Y, otra apuesta, tampoco sabemos si Eurus es la hermana secreta y Sheringford, el cuarto hermano. No me quedó claro y la escena de Mycroft y su agenda deja varias dudas.

En definitiva, un capítulo genial, dirigido con mucha clase y con una trama digna del mejor Sherlock. La serie se mantiene en plena forma y sólo se puede entender el pequeño traspiés del primer capítulo como un preámbulo para esta obra maestra de hora y media. Paladeemos el próximo capítulo. Disfrutémoslo como si fuera el último porque, a tenor de las agendas de los protagonistas, es complicado que volvamos a ver a Sherlock en un tiempo. Por desgracia, Sherlock, tarde o temprano, acabará definitivamente. Quedémonos con joyas como esta. Disfrutadlo.

¡Sed felices!

¡Hasta la semana que viene!



el autor

Médico residente. Intento aprender como si viviera para siempre. Intento vivir como si hoy fuera mi último día...con las cosas que me hacen feliz.

2 comentarios

  1. Así es Fernando. Estoy casi seguro que es el mejor capítulo de TODOS, a falta del último. Las actuaciones de nuestros dos protagonistas no podrían ser más magistrales. Dos actores que están en la cima, pocos mejores que ellos en el mundo. Es lo que pienso. Nos leemos la semana que viene

  2. Gonzalo Jarjury el

    Para mi uno de los mejores capítulos, tiene un momento emocional y para dejar al final un giro que no lo veía venir en absoluto, gracias por tu review 🙂

Deja tu comentario

Recomendado en Las Cosas felices
ECC Ediciones nos hace llegar su primera tanda de novedades para el mes de febrero. Continuando con las colecciones englobadas en Renacimiento y cuya publicación…