Crítica de Triple frontera. Lo que pudo ser y no fue.

8

Sigue habiendo debate. Spielberg, como bien detalló mi querido compañero Pedro en su magnífica Lo mejor de la semana, ha echado más leña al fuego distinguiendo a las películas de plataformas de las que se estrenan en cine. Sin embargo, Roma ha ganado el Oscar a mejor película de habla no inglesa y su director también se ha alzado con el premio. Y varias de las películas más esperadas del año se estrenarán directamente en las televisiones con Netflix de todo el mundo. Entre ellas, Triple Frontera, thriller de atracos y mucha testosterona que algunos esperábamos como agua de mayo. ¿Queréis saber que me ha parecido? Aquí va la crítica sin spoilers.

Triple frontera narra la odisea de un quinteto de ex-militares de las fuerzas especiales en busca del dinero de un narcotraficante boliviano.

¿Cuáles son las bazas de una película con un argumento tan simple y repetitivo? Su director, el interesante J. C. Chandor, autor del notable triplete Margin Call, Cuando todo está perdido y El año más violento; y el impresionante reparto de machos alfa del cine actual: Ben Affleck, Oscar Isaac, Charlie Hunnam, Garret Hedlund y Pedro Pascal. Todos ellos al servicio de un guión escrito por Mark Boal, ganador del Oscar por En tierra hostil.

ACCIÓN CON ALMA

Tan solo con un poster de la película y una descripción del argumento, cualquier pensaría en un thriller adrenalítico de los que antes Hollywood producía como churros y ahora escasean, pero nada más lejos de la realidad. Triple frontera es un thriller serio (tal vez, demasiado serio) con mucho dilema moral y sin set pieces innecesarias. Aparentemente, la película podría ser un episodio largo de Narcos o un producto derivado de la magnífica Sicario de Villeneuve, pero Chandor opta por la clásica historia de épica camaradería que tan bien reflejó John Huston.

El director se aleja de las escenas de acción a base de cámara en mano y planos milimétricos (a lo Greengrass en la saga Bourne) y de las largas set pieces basadas en el buen hacer de los especialistas que tanto han popularizado John Wick o Atómica. En su lugar, dirige de forma pausada, milimétrica, con tomas basadas en raíles. Imposible ser más clásico y contenido.

Chandor intenta equilibrar la balanza entre las escenas de acción y el conflicto externo (el robo) con la evolución psicológica de los personajes a partir de la toma de decisiones de dudosa moral. Tanto uno como otro envueltos en unos paisajes impresionantes que empequeñecen tanto a los personajes principales como a los dilemas a los que se enfrentan. Por ello, es una película algo más alejada de lo comercial que lo que los prejuicios nos hacen suponer.

En lo que respecta a las interpretaciones, el quinteto cumple a la perfección. El guión no reparte del todo bien los roles. En primer lugar, destacan Ben Affleck y Oscar Isaac. Affleck nunca ha sido buen actor, pero es cierto que la madurez le aporta un aura de veterana tristeza que le viene que ni pintado para este tipo de papeles. Por otra parte, Isaac está impecable. En segundo lugar, Hunnam, Hedlund y Pascal saben qué hacer con los matices que les aporta el guión.

PERO…

Sin embargo, Triple Frontera dista mucho de ser perfecta. Principalmente porque incumple una de las reglas de oro del cine, especialmente del cine destinado a entretener: La trama debe ir in crescendo a partir del comienzo de la película. No es el caso de la película, cuyo inicio es magnífico y se va desinflando con el paso de los minutos. ¿A qué se debe? Principalmente, a que el nudo de la película se centra en exclusiva en el conflicto interno de los personajes y ni el guión ni el director son capaces de dotarlo de garra, por lo que nunca tenemos la sensación de que corren verdadero peligro ni de que nos importe el destino de los personajes. Esto, añadido a que los grandes e importantes giros de la película ocurren en momentos poco adecuados, hace que Triple Frontera sea una película de acción con importantes problemas de ritmo.

En definitiva, Triple Frontera es un thriller de acción atípico. Clásico en su reparto y en su premisa, es una película con ritmo irregular, rodada de forma elegante pero sin emoción y con poca garra. Una pena, por lo que pudo ser y no fue.

Un saludo y sed felices!



el autor

Médico residente. Intento aprender como si viviera para siempre. Intento vivir como si hoy fuera mi último día...con las cosas que me hacen feliz.

8 comentarios

  1. A mí me ha gustado. No es el peliculón adrenalitico que quería pero ha molado. Concuerdo en lo que dices respecto a los actores y sus papeles. Affleck e Isaac predominan, sus personajes están bien desarrollados. Para mí la mejor película original de Netflix.
    Saludos.

  2. Una porquería.Decae rápidamente luego de los primeros 30 minutos.Pregonan el valor del dinero por sobretodo,especialmente la vida.Confunden territorios como nada…estereotipan a los campesinos, refriegan el poder corrupto,desatienden cuestiones climatologicas de la cordillera.Exageran y no se justifica la muerte de un personaje en un momento que no causa impacto ni representatividad.Olvidable perdida de tiempo

    • Fernando Vílchez el

      Triple Frontera es de esas películas en las que puedes entender tanto las opiniones positivas como negativas. Un saludo!

  3. Hola Fernando. Buena reseña. Estoy de acuerdo en mucho de lo que comentas,pues es una pelicula “extraña” en ciertos aspectos. Por ejemplo, el contrario que a muchos a mi me empezo a interesar al momento cuando empiezan a perder dinero y a tener conflictos tanto personales como internos. La verdad es que al principio no me estaba convenciendo nada la propuesta, no me parecia nada verosimil ni el reclutamiento de compañeros ni el robo y ni mucho menos los tiroteos. Que digo yo, algunos sicarios se supone que son paramilitares o tienen cierta formacion y en todas estas cintas pareciera que son una panda de ineptos con balas de la marca ACME. No ayuda nada que nuestro comando protagonista pareciera que van con ropa de calle a dicha empresa, pero bueno. Repito, al final me ha gustado la cinta pero tiene un primer tercio algo inverosimil que le resta mucha fuerza al conjunto. Antes de que se me olvide, Ben Affleck me ha sorprendido mucho con su interpretacion, vaya…Un saludo.

    • Fernando Vílchez el

      Tienes razón, es un mal extendido en el cine de acción de los 80 y 90, como se puede apreciar en los mercenarios. El hecho de que un enemigo realmente provoque daño al protagonista viene desde la saga Bourne, donde cada golpe dolía.

  4. JORDI SANS el

    A mí me ha gustado, y en mi opinión el ritmo de la película es el que és y no tiene porque ser otro, porque la historia es así, el ritmo es importante para las pelis 100% palomiteras, pero no para no ese tipo de producto, más orientado a público maduro.

Contesta a Hyuga Cancelar Respuesta

Recomendado en Las Cosas felices
James Gunn vuelve a lo Zidane, 8 meses después de su salida de Marvel. Uno de sus hijos pródigos regresa a la Casa de las Ideas…