InicioCineEl bosque mágico, un peculiar Harry Potter adulto

El bosque mágico, un peculiar Harry Potter adulto


¡Hello a [email protected]! Hoy vengo a hablaros de un libro que me ha impresionado MUY FAVORABLEMENTE y además de forma inesperada, ¿pero no es acaso lo inesperado aquello que más te ofrece al final? Sí, solo mencionar este libro ya me pone modo filósofa on, y es que empezaré por el principio.

Érase una tarde gloriosa, en la que el sol hacía presencia con sus luminosos rayos, y sabes que debes seguir a tu intuición, porque todo el día llevan ocurriéndote esos sucesos surrealistas que acabas por aceptar sin preguntas. Pues bien, supe que debía ir a la biblioteca, y supe que tenía que coger ese libro, no sin antes dudar un poco-mucho. Suelo ser bastante escéptica con libros que tengan que ver con fantasía y magia. Nunca pude hacer una elección mejor.

Voy a situaros con el argumento: “Quentin y Julia son dos de los cuatro reyes de Fillory, un reino de fantasía perfecto. Pero, de repente, se hallan de vuelta en el deprimente mundo de Massachussetts de donde proceden. Su queste ha fracasado. ¿Lograrán volver al país de sus sueños? Descubre <<la novela que ha revolucionado el género de la fantasía>>, según el New York Times. Un mundo original y absorbente, con sus deseos, sus caprichos y sus volubles emociones.”

A lo mejor me deshago en exceso con elogios a Grossman, pero es que tiene un curriculum a su espalda bastante llamativo: ha trabajado para The New York Times, Enterteinment Weekly, ha entrevistado a personalidades como Bil Gates y Steve Jobs, Tom Clancy, Neil Gaiman, entre otros. Y por si fuera poco, también se ha dedicado a criticar videojuegos, como Halo 2 (es el hermano gemelo del creador de videojuegos Austin Grossman).

Vale, como en Jack el Destripador: vamos por partes. Cuando empecé a leer el libro pensé que o seguramente existía un primer libro, o el autor había decidido crearlo a conciencia así. Pues resulta que El Bosque mágico (The Magician King) -traducción que por cierto no la acepto para nada, y que más bien podrían haberla aplicado al tercer libro- es la continuación del primero Los Magos (The Magicians). Bien, eso no quita que se pueda leer independientemente de haber leído el primero o no, yo lo he entendido perfectamente aunque me surgían preguntas (que más tarde casi siempre encontraba respuesta, aunque lógicamente leería la saga en orden).

Prosigamos con una característica clave para esta majestuosidad de libro: la forma de escritura que tiene Grossman. Hace mucho, pero MUCHO tiempo, que no veía esa mezcla ingeniosa de lenguaje formal e informal de tal modo que el resultado final es simplemente PERFECTO. No desentona en ningún momento. El autor sabe cuándo quiere utilizar un insulto, cómo colocarlo en una frase, cómo meter un tecnicismo, y cómo idearlo de forma que el lector siga enganchado a la lectura.

Otro fundamental acierto es el humor exacto a lo largo del libro, es un humor listo, a veces cínico, a veces hipócrita, y muchas de las veces un humor friki. Sí, leéis bien, un humor friki, porque hay alusiones frikis a diestro y siniestro. Y eso: mola. Así, supongo, que al menos debe gustarte el cine, o tener una cierta idea de literatura de ficción (y por qué no, también de clásicos) para entender las bromas y referencias.

En El Bosque Mágico nos encontramos con una gran diversidad de escenarios, el autor divide el libro en cuatro partes, que creo que están bastante bien estructuradas. También la temática, aunque en principio parece un libro de fantasía- ciencia ficción, toca muchos temas adyacentes, y creo que es otro de los puntos claves de su éxito. No solo la estupenda narrativa y descripciones de mágicos mundos o momentos. Si en el fondo me ha gustado tanto, es por el entresijo de emociones y reflexión emocional que tiene el libro. El autor también descoloca en varios momentos cuando te empieza a meter términos y teorías de física casi cuántica -juas,juas. Por tocar, toca también (aunque no lo parezca) el tema de la religión -muy curioso todo el desarrollo de la Virgen-. También pienso que a veces (o durante una gran parte del libro) el lector duda de dónde se encuentra realmente, si es verdad lo que está leyendo o el autor nos tiene preparado algo más tarde. Pero creo que contribuye al deseo de ahondar en la historia y ver dónde acaba.

Otro dato a mencionar: los personajes, ese vaivén de la historia de Julia -que me tenía cada vez más intrigada y quería avanzar y avanzar en ella-  no me esperaba para nada el porqué de su forma de ser y de sus secretos, momento muy heavy. La eterna búsqueda de las llaves que parece nunca terminar y que realmente confiere esa heroicidad a Quentin. Sí, porque en esa reflexión personal, realmente Quentin busca ser un héroe, y una realidad-crítica por parte de Grossman muy acertada: “-¡Soy el héroe de esta maldita historia!¡Y el héroe se lleva una maldita recompensa!” “-No, Quentin -contestó el carnero-. El héroe paga el precio.”

El final del libro puede llegar a ser un poco previsible en algunas cosas, pero en otras ni de coña. Me he topado con alguna reseña que ofrecían un punto de vista más favorable para el primer libro Los Magos. No puedo opinar al respecto, ya que no me lo he leído -no os quepa duda de que lo haré- pero recomiendo muchísimo este (en general esta saga), y estaba segura cuando terminé el libro que no tardarían en adquirir los derechos cinematográficos de la saga, y por supuesto, no estaba equivocada. Indagando bastante, he podido reunir unos pocos datos: en 2012 la FOX estaba al mando de producir la serie The Magicians, pero al final la luz verde se volvió roja, para decepción de todos los fans y del propio Grossman. Actualmente el canal SyFy toma el relevo y se hará cargo de la trilogía. John McNamara (Prime Suspect) y Sera Gamble (Supernatural) quedan al mando del episodio piloto. Expectación máxima, veremos qué logran hacer, porque no en vano los libros se han traducido en 22 países, y tenemos estas calificaciones:
“Los Magos es a Harry Potter  como un trago de whisky irlandés en un vaso de té suave… La sensibilidad de Grossman es completamente adulta, con una narrativa oscura, peligrosa y llena de giros. Hogwarts nunca fue así.” George R.Martín, autor de Juego de Tronos.
“Triste, hilarante, hermosa y esencial para cualquier persona que se preocupa por la fantasía moderna” Joe Hill, autor de Horns, Locke & Key and Absurdistan.
“Los Magos, la mejor fantasía urbana en años”  The Onion AV Club.
“Una fabulosa novela de fantasía salpicada con una melaconlía muy adulta” Kirkus Reviews.
“Grossman expande su mundo mágico en el inagotable universo encantado, donde los personajes navegan con aplomo” New Yorker.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

ÚLTIMOS ARTÍCULOS

ÚLTIMOS COMENTARIOS