InicioseriesAnálisis de Supergirl. Temporada 2. Capítulo 22. Final de temporada

Análisis de Supergirl. Temporada 2. Capítulo 22. Final de temporada

¡Supergirl VS Superman! El final de la temporada comienza con los primos cruzándose la cara. Esto es Nevertheless, She Persisted (2×22).

Para leer las anteriores reseñas pincha aquí.

La reina Rhea tiene a Superman bajo control mental gracias a la kryptonita plateada. El hombre del mañana no ve a su prima sino a Zod, por lo que la pelea está servida. Atraviesan la ciudad a puñetazos destrozando aquello por donde pasan hasta que, cuando ambos están para el arrastre, Supergirl noquea a su primo y desmaya.

Kara despierta en la Fortaleza de la Soledad donde Alex la había llevado junto a Supeman. En cuanto despierta su primo buscan la forma de detener a Rhea y la única forma de zanjar esta conquista es retarla a un combate a muerte (Dakkam Ur!!).

Lillian Luthor visita a su hija Lena para darle unas palmaditas en la espalda y que logre acabar un invento de Lex ideado para destruir a Superman. Claro que debe terminar el proyecto para que el chisme mate daxamitas y no kryptonianos.

El bueno de J’Onn despierta de su coma tras un sueño con M’gann (que considera real). Una vez activo, hacen reunión de grupo y se ponen a trabajar para cerrar todo el circo mediático que se ha montado entorno al duelo. Clark y Kara convencen a Cat para que dejen en paz a las chavalas cuando se partan la cara (porque le puede llover una colleja a algún espectador, mínimo). Cat no pierde la oportunidad y les pide que hablen con James antes de que se rompa la crisma (o se la rompan) cuando sale por las noches a hacer el mamarracho.

Las Luthor quedan con los Superprimos para mostrarles el invento que puede terminar con la invasión en un pispás. Claro que Mon-El tendría que marcharse porque la Tierra dejaría de ser habitable para él. Y tras charlas sobre hacer lo correcto, un breve entrenamiento con Clark y consejos motivacionales, empieza el duelo.

Rhea y Kara se dan estopa hasta que las naves daxamitas atacan la ciudad. Obviamente a la reina le importa un pepino ofender a los dioses si la rosca, así que… Superman, J’Onn, M’gann con marcianos blancos y el resto del equipo se ponen defender National City.  El combate va igualado pero la reina revela que en su sangre tiene kryptonita que, por ahorraros la explicación descerebrada que dan, directamente la tiene PORQUE SÍ. Cada golpe que recibe provoca que Kara se vuelva más vulnerable.

El dispositivo que liberará plomo en la atmosfera está casi listo y Lena, junto con Winn, lo dejan preparado a la espera de instrucciones. Lamentablemente, la matriarca Luthor pasa de todo y lo activa… sin éxito. Le dieron el control remoto a Supergirl y ésta, pese a lo doloroso que le resulta perder a su noviete, lo pulsa. Los daxamitas empiezan a caer como moscas y huyen del planeta, menos la reina que se convierte en polvo (WTF!) y Mon-El, que aguanta como un campeón, consigue con Kara una nave para poder escapar al espacio. Se querrán siempre, lloros, besos y despedidas.

Esta vez todos tienen su happy ending en pareja menos la kryptoniana (¡Alex le propone matrimonio a Maggie!), Lillian se atribuye todos los méritos de la huida de los invasores y Cat elogia a Kara… ¡además de dar a entender que conoce su identidad secreta!

Supergirl surca los cielos de nuevo para salvar la ciudad mientras Mon-El es atraído hacia, lo que parece, un agujero de gusano. Quien sabe a qué espacio-tiempo llegará…

Y para ponernos los dientes largos se montan un epílogo en el que ahora resulta que, además de la vaina de Kal-El y la de Kara, una tercera escapó de Krypton el día que explotó. Parece que no era un kryptoniano más…

¡Se terminó la temporada! Un capítulo que tiene cosas buenas y otras que te dejan con cara de tonto pero… ¿no ha sido así todo este año?

Ahora Kara tiene el corazón partío mientras el resto son felices. No sabemos si seguiremos viendo de alguna forma las aventuras de Mon-El (nos hemos quedado sin ver también su pijama de héroe). La relación de Kara y Lena es algo que se están reservando para que se cocine a fuego lento y que explote cuando se produzca la gran revelación. O igual juegan con nosotros para que al final Lena sea una chica comprensiva… eh, no.

En este cierre Superman regresa pero no sale tan bien parado como con ese inicio de la segunda temporada. Nada en contra que quede en un segundo lado (la serie se llama Supergirl) y que su prima lo venza. El problema que le veo es que no da esa sensación de ser el tipo que lo tiene todo controlado. Hablamos de una amenaza a nivel global, por lo que dejar a tu prima al cargo porque te ha ganado en una pelea y dedicarte a misiones secundarias no es propio del GRAN superhéroe de esta Tierra. Pero bueno, es un apunte, no es algo que moleste demasiado.

Se nota que han guardado presupuesto para el season finale y le han echado billetes al CGI, con planazos de vuelos, despegues y aterrizajes, pulsos de visión calorífica, naves y demás. Los decorados son los mismos de siempre pero cuando las calles están más revueltas y se rompen cosas le aporta un poco de vidilla a la pantalla.

Nuestros protagonistas han ofrecido unas buenas interpretaciones (ya que Kara y Mon-El son pareja en la vida real, le han puesto sentimiento extra a esa despedida) y Alex está para comérsela cuando propone matrimonio a Maggie. Super y Cat, pues como siempre, valor añadido a la serie y gran química con Melissa Benoist. Ah, y como sólo tenemos un par de planos con Jimmy, salimos ganando. Recalcar que ese Zod que veía Superman debido a los efectos de la kryptonita plateada era muy muy soso. Espero que no lo tengamos por la serie porque le faltaba chispa.

Han cerrado con ese doble cliffhunger para que nos comamos la cabeza este verano y que nos preguntemos donde ha ido a parar Mon-El (al futuro, fijo) y que bicho mandaron al planeta los kryptonianos esos de la secta. Chungos pintaban un rato… pero también bastante Smallville.

Nada más que añadir. Sed felices y no olvidéis mirar al cielo en unos meses. Kara volará de nuevo.

Ex colaborador de la webhttps://www.lascosasquenoshacenfelices.com
Ex colaborador de Las cosas que nos hacen felices al que agradecemos su tiempo y su aportación. Muchas gracias.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

ÚLTIMOS ARTÍCULOS

Análisis de Titans (Titanes). Temporada 3. Capítulo 9

Bienvenidos, seguidores de Titanes (Titans) a otro capítulo más de esta serie de HBO Max que tan buenos momentos nos está dejando. En este...