IniciocineCrítica de La Habitación, una película con sabor a Oscar

Crítica de La Habitación, una película con sabor a Oscar

1Una película nos puede gustar por diversas razones, hay personas a las que las atraen las grandes producciones con efectos visuales impresionantes y otras que prefieren por ejemplo el cine independiente. A mi me gusta un poco de todo, así que decidí hacer una reseña de La Habitación porque siempre me gusta encontrarme con una buena historia en la que se usaron pocos recursos explotados al máximo, y esta es sin duda una de ellas.

Esta cinta es una adaptación del libro homónimo de Emma Donoghue, nos presenta la historia de un niño de cinco años llamado Jack quien ha vivido toda su vida encerrado en un pequeño cobertizo debido a que su progenitora fue secuestrada y llevada allí un par de años antes de su nacimiento. Vemos a una madre que ha logrado hacer feliz a su hijo en medio de un situación terrible, que da todo por él y que ahora va a tener que ponerse al límite y enfrentarse con el mundo real.

5Me dispuse a ver esta película sin muchas expectativas, tenía una vaga idea de la trama pero no esperaba algo más que entretenimiento así que fue una muy grata sorpresa. Me encontré con una historia que si bien no está basada en un caso concreto, si son hechos que han ocurrido varias veces y de los que se escucha de vez en cuando en los noticias. Es algo que está dañando vidas alrededor del mundo pero no sabemos cuántas ni dónde. Lo real de las circunstancias es lo que hace que esta película sea tan impactante, los protagonistas viven bajo unas circunstancias de las que cualquier persona podría ser víctima y sumando las grandes actuaciones es casi imposible no conmoverse. Brie Larson transmite las emociones de su personaje de una manera increíble, con pequeños gestos te hace entender lo que pasa por su mente, la angustia que siente y el gran amor que le profesa a su hijo. Sientes la química entre estos dos personajes de principio a fin y en ningún momento ponen en duda que son madre e hijo. 4Jacob Tremblay es el alma de la película. Mis momentos favoritos fueron esos pequeños monólogos en los que Jack nos explica cómo es su concepción del mundo y cómo para él la realidad es algo totalmente diferente. A lo largo de los años he visto una y otra vez historias en las que nos presentan a niños sabelotodos que pueden tener diez años y hablan como si tuvieran ochenta, y ni hablar de los niños presentados como personajes tontos sin profundidad ni relevancia alguna, porque abundan aún en mayor proporción. Pero no os preocupeis, Jack no está ni cerca de ser uno de ellos. Sus diálogos podrían haber salido de la mente de un niño muy inteligente pero niño al fin y al cabo ya que se sienten naturales y no como las de un adulto metido en un cuerpo de cinco años. En medio de todo el conflicto, Jack nos da la posibilidad de entender a través de su inocencia que el universo puede caber en cuatro paredes

2Por si no lo habéis notado, esta película me gusto muchísimo, de hecho espero que Brie Larson gane el Oscar porque pienso que se lo merece, pero no por eso os voy a decir que es una película  perfecta y que no tiene ningún fallo porque no es así. Hubo algunas cosas que no me terminaron de cuadrar. Entiendo que la trama giraba alrededor de la madre y su hijo, pero sentí que dejaron en el aire algunas subtramas, en específico al padre de Joy. Al ver la aparición de William H. Macy me emocioné porque es un actor que admiro mucho y al que le tengo mucho cariño por su papel de Frank en Shameless y cuando surgieron problemas alrededor de su personaje me emocioné aún más, pero lo dejaron a medias, de pronto él desapareció y no vimos un desarrollo de ese conflicto. Lo mismo pasó con el tema de la entrevista aunque fue mucho menos relevante. Hay algo que puede llegar incluso a sonar tonto pero que quisiera cambiar, me refiero al título que se le puso en español. Yo entiendo que de “La Habitación” a “Habitación” (que sería la traducción exacta) no hay mucha diferencia, pero es que 3esa habitación fue para mi un personaje más de la historia, y siento que esa fue la sensación que quiso dejarnos Emma Donoghue desde que escribió el libro y luego al hacer ella misma la adaptación a guión, y para mi es como si con ese simple “la” hubieran bajado a esa habitación del nivel de personaje al nivel de escenario.

La última escena fue perfecta y ese era el final que la historia merecía. Esta es una película que merece la pena porque a pesar de algunos fallos es sumamente conmovedora, desgarradora y al mismo tiempo tierna. La he visto ya dos veces y en ella encontré al que podría ser mi personaje infantil favorito del cine hasta ahora, así que no tengáis ninguna duda que la veré algunas otras veces.

http://https://www.youtube.com/watch?v=I7YArOu136Q

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

ÚLTIMOS ARTÍCULOS

Trailer de Finch. Post-apocalipsis con Tom Hanks

Apple TV+ acaba de publicar el trailer de Finch, su nueva película que se estrenará el 5 de noviembre en dicha plataforma. Tiene como...
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos.
Privacidad