One Piece 932, la verdad sobre Komurasaki

0

Bienvenidos una vez más, fieles adeptos de Oda, a un nuevo análisis de One Piece. En esta ocasión, del capítulo 932 del manga. Era inevitable un capítulo sin tantas novedades, giros y sorpresas. Aún así, tampoco es cosa banal, la cortesana se quita esa máscara de entregada y sumisa para darnos una nueva perspectiva sobre su personaje y las cosas se ponen turbias. Comencemos.

La escabullida de Robin

Como prólogo del capítulo se nos desvela que la mujer con máscara que tocaba ese instrumento de cuerda japonés propio del periodo Edo -un sanshin o de la familia- en capítulos anteriores (véase el final del Primer Acto) es nada más y nada menos que Komurasaki. Tras esto, volvemos a ver a Robin frente a la guardia del Shogun, los ninjas que aparecieron por sorpresa en el capítulo anterior. Sus intenciones son asesinarla, de una u otra forma, por lo que Robin no tiene escapatoria posible. Tras decir una mentira que los ninjas descubren, Robin es atacada pero no sufre daño alguno, desaparece. Efectivamente, había usado un clon porque ya temía poder encontrarse con futuros peligros. Su cuerpo real escapa ahora para que no la encuentren. Avisa a Nami y a Brook de su situación y los ninjas entran en posición de búsqueda sigilosa, ya que no quieren molestar al Shogun en su fiesta.

El shogun Orochi ve a Robin y le pide que se acerque, en lo que empieza ciertas conversaciones pretendidamente falsas y melosas con Komurasaki. Y aquí nos enteramos por la boca de un subordinado o aliado (no tengo muy clara todavía la función de todo este gentío), incluso burgués adinerado de Wano, que Kyoshiro fue quien crió a Komurasaki, y quizás también la entrenó. Otro de los hombres allí sentados recalca el hecho de que Kyoshiro envió a los Seis Voladores de Kaido, es decir, los seis subordinados del yonkou con frutas dinosaurio. De momento solo hemos visto a Drake y a Page One, supongo que no tardarán en aparecer los otro 4.

Orochi, el único con dos dedos de frente

Si en la primera aparición del Shogun sentí una tremenda decepción, porque parecía un incompetente poco o nada cerca de nuestras expectativas, parece que poco a poco va transmitiendo otra sensación, la de alguien consciente de lo que le rodea, inteligente y poderoso. Lo vemos en este capítulo cuando expone ante sus camaradas que corren peligro, que Kinemon junto con los demás vainas rojas han resucitado y están maquinando un plan para derrocarlo. Lo sabe, pero para los demás esto no parece más que una broma pesada o un delirio de un líder loco, así que les cuesta aguantar la risa. Hace mención a los ataques sufridos por Zoro y Sanji, las pruebas de una rebelión son evidentes, pero solo Kyoshiro parece tomarse en serio sus palabras. Todo el mundo cuchichea, burlándose del Shogun, y parece que lo tienen en muy baja estima. El único miedo que puede existir hacia él viene de su protección por Kaido.

La criada de Komurasaki, la pequeña niña que no puede dejar de reír, suelta una carcajada y Orochi empieza a enfadarse y camina hacia ella con intención de atacarla. Komurasaki entra en escena, interrumpiendo el camino del Shogun, y cuando éste se dispone a golpear a la pequeña, la cortesana le asesta una bofetada en la cara a Orochi que lo tumba. Bastante impactante.

Y ahora, antes que describir la escena, he considerado que recordarla tal y como es la mejor opción, porque de verdad que se lo merece. Acaba de pasar de ser un personaje odioso a todo un ejemplo.

Lo que no me llega a encajar de todo es como habla de las injusticias ahora habiendo sido una traidora, más que injusta, con un pobre anciano (o quizá no tan pobre ya que fue su dueño durante mucho tiempo). Ahí están los dos puntos de vista.

Y por último, Komurasaki desvela lo que ya imaginábamos: es la hija de Oden, hermana de Momonosuke. No lo desvela directamente, pero dice que es hija de un samurái, y solo hay que atar cabos para deducir algo muy típico en Oda. Llegados a este punto me gustaría plantear una cuestión: ¿Será Kyoshiro aliado de Komurasaki? Es decir, ¿lucha por Oden? Si fue quien crió a la niña se puede abrir esa cuestión. Y teniendo en cuenta que al final del capítulo es quien dice: “Comienza un baño de sangre“, me espero cualquier cosa. Esa frase, creo, es perfecta para definir el final de este capítulo, el caos se cierne sobre Wano, no hay duda.

Y hasta aquí el análisis de esta semana, nos vemos en el 933, en el ínterin, sed felices.



el autor

Soy, entre otras cosas, estudiante, cinéfilo, músico y lector; escribo sobre lo que me gusta y también tengo twitter @maffdecine

Deja tu comentario

Recomendado en Las Cosas felices
Movistar + sigue con su apuesta por la ficción nacional de calidad y por ello ha fichado a Álex Pina y Esther Martínez Lobato, responsables…