InicioseriesUna serie de catastróficas desdichas. Temporada 1. Capítulo 2

Una serie de catastróficas desdichas. Temporada 1. Capítulo 2

¡Hola a todos y buenas noches! Volvemos con el segundo episodio de Una serie de catastróficas desdichas, si necesitas refrescar la memoria, aquí puedes encontrar el análisis del primer capítulo. A partir de aquí haré un análisis de la serie con Spoilers:

Un mal principio: 2º parte

Lemony Snicket nos hace una introducción en la que cuenta que la desgracia de los huérfanos no empieza con el incendio de su hogar, sino que fue planeado antes. El episodio nos sitúa en el marco temporal ocurrido poco después del incendio del hogar y cuando los huérfanos se encontraban en casa del señor Poe. Esperamos que nos expliquen como permitieron dejar a los hermanos con una persona como el conde Olaf, aunque como todos sabemos el señor Poe no es la persona más inteligente.

Vemos al conde Olaf con sus esbirros del teatro haciendose pasar por un peluquero para entrar en el edificio de la corporación Fraudusuaria, donde trabaja el señor Poe. Olaf logra facilmente entrar y engañar al señor Poe con la excusa de que hay que interpretar el testamento de modo que la persona más cercana al antiguo hogar de los Baudelaire tiene que ser el tutor de los huérfanos, que resulta ser…sí, lo habéis adivinado: el conde Olaf. Mientras tanto, la secretaria del señor Poe, quien sospecha de las malas intenciones de Olaf, es secuestrada por los esbirros de este. Los huérfanos, volviendo al momento temporal original, se preguntan cómo pudieron sus padres dejarles con una persona como Olaf y piensan en como pueden escaparse del horrible hogar en el que se encuentran.

Los Baudelaire visitan urgentemente al señor Poe y les cuenta la situación que viven con el conde Olaf, pero no sirve para nada y son llevados de vuelta a casa por el nuevo secretario del señor Poe que resulta uno de los esbirros de Olaf. Este se disculpa antes los niños por su comportamiento tan horrible de los últimos días y les cuenta que quiere hacer una obra de teatro con ellos de actores, de hecho Violet será de su prometida. Pronto descubre que es un modo de hacer una boda encubierta y ser heredero de la fortuna que dejó los padres a los huérfanos legalmente y al ser menor solo podría casarse con el consentimiento de sus padres o tutor, el conde Olaf en esto último, por lo que no tendría problemas para hacerlo.

Por otra parte, Jacqueline logra escapar y pedir ayuda desde una cabina, con una increíble habilidad de llamar con los pies. Parece que pronto descubriremos la verdad sobre ella. De nada sirve que pidan ayudar a Justicia Strauss, ya que el conde Olaf la convence para salir en su obra y ella entusiasmada acepta sin hacer caso de los lamentos de los huérfanos. Con ella, el conde Olaf tendría una jueza en la obra para poder verificar que el supuesto matrimonio en la obra es real y legal.

Mientras estos buscan en los libros de derecho, buscando un modo legal para evitar el plan de Olaf, Klaus quiere evitar la boda alegando que su hermana es menor de su edad, pero como bien le explica Olaf, solo necesita aparte de la firma de Violet, el consentimiento de su tutor legal, que en este caso es la misma persona que el esposo, y no solo tiene su permiso, sino su “entusiasmo”. Además para obligar a que Violet participe en la obra a sabiendas de lo que trama Olaf, secuestra a Sunny y amenaza con hacerle daño si no consigue lo que quiere. Ahora los hermanos tendrán que buscar un modo de evitar que Olaf se case con él pero sin poner en peligro a su hermana pequeña.

Mientras tanto Jaqueline se encuentra con Gustav, quienes parecen conocer a los padres de los huérfanos y nos confiesan a la persona que querían como tutor: el profesor Montgomery. 

Cuando llega el día de la obra todo está preparado para el seguir el plan de el conde Olaf, la espantosa actuación de su grupo prosigue ante la mirada de todos como testigos sin saber que se encuentran ante una boda camuflada en una obra de teatro.  Cuando suena la música nupcial llegamos al momento de la obra en la que Olaf se casa con Violet ante la jueza Strauss, quien no sabe que está ante  una boda real para que Olaf pueda controlar la herencia de Violet, quien se ve obligada a firmar la petición de boda para que Olaf no haga daño a su hermana Sunny, quien se encuentra secuestrada en la torre vigilada por uno de los esbirros estúpidos de Olaf.

Cuando Violet firma el documento Olaf se dirige al público y les confiesa que la boda ha sido real  y que ahora puede disponer de la fortuna, pero Violet tenía un plan, y una vez que Sunny estaba asegurada de no recibir daño afirma que ha firmado el documento con la mano izquierda cuando ella es diestra. Después de una lección de derecho por parte de Klaus, la jueza Strauss da por hecho que el contrato no es vinculante y que el plan de los hermanos ha salido bien.

Jacquelyn y Gustav salen a escena y les indica al señor Poe que el verdadero tutor legal de los hermanos es el profesor Montgonery, quien espera noticias. De repente y con ayuda de sus esbirros, el conde Olaf logra escapar del teatro no sin antes jurar que conseguirá la fortuna de los huérfanos.

El episodio termina con una conversación entre Jacquelyn y Gustav en la que nos confirman lo que todos sabíamos: los padres de los hermanos están vivos. Pero en el último momento alguien dispara un dardo a Gustav, quien cae a un estanque poniendo en peligro su vida, esperamos que en el próximo episodio podamos descubrir su final y la identidad del profesor Montgonery.

Conclusión

Este episodio es la segunda parte de la historia empezada en el primer episodio si tomamos la obra literaria como referencia. En este episodio nos muestra en menor medida la escenografía y la fotografía que tanto me gustaron en el piloto, pero si es verdad que ha ganado como trama, una vez con los personajes presentados. Estoy deseando que en el próximo capítulo nos muestren la verdadera identidad de Jacqueline y Gustav, así las referencias de lo que parece ser una asociación secreta. La serie sigue siendo totalmente recomendable, los personajes de los huérfanos son geniales, así como la caracterización de el conde Olaf y la jueza Strauss. Una serie muy entretenida e ideal para ver en compañía.

 

Toni CE
Economista frustrado. Cinéfilo de videoclub, seriéfilo de sofá, amante de los videojuegos y coleccionista de todo lo que se pueda poner en mi estantería. Crecí con una Game Boy verde pistacho y un reproductor VHS.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

ÚLTIMOS ARTÍCULOS

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos.
Privacidad