IniciocineLa saga de Rocky Balboa: Análisis de Rocky IV (1985)

La saga de Rocky Balboa: Análisis de Rocky IV (1985)

Hola  a todos nuestros queridos lectores. Llegamos al ecuador en el repaso de la saga Rocky dando paso a una de las secuelas más queridas de la saga: Rocky IV.

Escrita y dirigida por Sylvester Stallone, la cuarta entrega, fue la más taquillera de toda la saga y la que más patriotismo propagandista sobre la Guerra Fría desprendía.

rockyiv_feature_splash650

Como ya es tradición, el filme comienza con el repaso de los últimos momentos de la película anterior, Rocky III, con Rocky recuperando su título de campeón de los pesos pesados ante Clubber Lang y el combate final a puerta cerrada contra Apollo Creed.

rocky 3 ending

Rocky vuelve a su lujosa mansión dónde le espera su hijo, una bellísima Adrian, con la que lleva casi 9 años casado y Paulie, que está de celebración de cumpleaños, tan cabezón como siempre. Le regalan, entre otras cosas, un robot muy extravagante con el que acaba teniendo una relación al estilo de la película Her.

maxresdefault (3)

Los periódicos asaltan la escena encabezados por “Rusia invade el deporte estadounidense”. Iván Drago (interpretado por Dolph Lundgren, Los mercenarios) y su esposa son los campeones soviéticos de boxeo y natación.

En una rueda de prensa revelan que han venido a combatir profesionalmente y sugieren un combate contra Rocky Balboa. Los medios rápidamente apodan a Drago como “El expreso de Siberia”, una gigantesca máquina de matar de pelo rubio y mudo como una pared.

Continuando con la exhibición del nuevo antagonista de la película, nos lo muestran en una especie de gimnasio-laboratorio espacial (estilo Capsule Corp de Dragon Ball), lleno de máquinas con LEDs parpadeantes, científicos y un montón de inverosimilidades. Su manager (que parece ser, también, el primer ministro ruso) pone de manifiesto los bazookas que tiene Drago por brazos en un “hostiometro” que mide la fuerza con la que un boxeador puede pegar: uno normal tendría una pegada de unos 320kg, pero la de Drago es de 800kg… se masca la tensión.

maxresdefault (1)

Volviendo a la casa de Rocky, les encontramos a la mesa junto con Apollo Creed que pone de manifiesto su interés en pelear contra Iván Drago pese a que lleva 5 años retirado. Adrian y Rocky intentan disuadirle pero Apollo enternece a Rocky haciéndole ver la envidia que le tiene. Apollo quiere recuperar la fama, volver a estar en boca de todos. De este modo, consigue convencer a Rocky de que le ayude en esta locura de aventura.

Se oficializa el combate y en la rueda de prensa Apollo se muestra tan fanfarrón y gracioso como siempre, pero los rusos corresponden con frialdad y hostilidad. Drago sigue sin abrir la boca, siendo siempre su mujer y su manager los que hablan por él. Salta la chispa y el manager de Drago amenaza con que el combate no debería celebrarse porque Apollo ya es viejo y no va a aguantar un combate contra Iván.

Sin título

Llegamos al MGM de Las Vegas dónde Apollo se enfrentará a Drago en un combate que se prevé tenso desde que se ideó… En los vestuarios Rocky aconseja a Apollo retrasar el combate pero éste le hace ver a Rocky que no es solo una cuestión de boxeo, es una cuestión política, es USA vs. Rusia.

Apollo sale al ring disfrazado del Tío Sam, como en Rocky (1976) y monta un gran espectáculo. Baile, música en directo, chicas guapas, luces y mucha chulería. Del suelo brota el ring, con Drago ya en él. Los adversarios chocan puños a modo de saludo y Drago abre la boca por primera vez: “¡Perderás!”.

Apollo-Creed-James-Brown

Empieza el combate y Apollo se dedica a bailar alrededor de Iván. Creed comienza a soltar algunos golpes, hasta que El expreso de Siberia despierta y destroza a Apollo con unos golpes que nos duelen hasta sentados en el sofá. Termina el primer asalto y Apollo ya está acabado pero le pide a Rocky que no pare el combate “pase lo que pase”.

Los púgiles vuelven al centro del ring e inmediatamente Drago machaca a Creed.

apollo-creed-vs-ivan-drago-630-75
[spoiler]
Apollo no para de encajar golpes como misiles hasta que está a punto de morir. Duke le grita a Rocky que tire la toalla y en la tradicional escena dramática de cada entrega, Apollo recibe golpes hasta caer al suelo sin vida. Con el público y Rocky en shock, Drago enuncia su frase más larga en todo el filme: “Nadie puede vencerme, yo derroto a todos, pronto caerá el auténtico campeón. Está muerto, muerto”.

En el funeral, Rocky muestra sus respetos a su amigo caído y le regala su cinturón de campeón.

Rocky quiere combatir contra Drago, pero los rusos dicen que si quieren que se celebre el combate, deberá ser en Rusia ya que han sido amenazados y acusados de asesinos.

Sin títuloaa

 

Rocky llega a casa y Adrian le pide que no luche, que no vaya, que le quiere vivo… Rocky insiste en combatir, debe vengar a su amigo.
[/spoiler]

Rocky se monta en el coche para desestresarse y da paso a una larguísima y gratuita  escena de flashbacks de Rock I, II, III e incluso IV en un intento de conmocionar al espectador pero que más bien es un “vamos a rellenar estos 5 minutos con cosas ya hechas”.

Rocky, Paulie y Duke viajan a Rusia y son llevados por unos “agentes de ley” a una granja en medio de la nada, todo rodeado de montañas y naturaleza, que Rocky solicitó para poder entrenarse con tranquilidad y sin prensa.

Aquí comienza una de las escenas clásicas de la saga pero con una particularidad única. Odiado por unos, amado por otros, el entrenamiento de Rocky en esta entrega tiene la particularidad de que no tiene gimnasio, no tiene pesas y no tiene máquinas.

Sin títuloe

Drago se entrena de forma compleja, con instrumental de última generación, destruye a sus sparrings y se pincha esteroides. Mientras tanto, nuestro héroe se entrena corriendo por la nieve, levantando y cortando troncos, moviendo piedras y todo tipo de ejercicios absurdos para un entrenamiento de boxeo a grito de “no hay dolor” (ya que podría haberse entrenado en USA perfectamente y haber viajado a Rusia para combatir). Del mismo modo cambiamos la carrera por Filadelfia hasta arriba de escaleras del museo, por una carrera, montaña arriba, hasta la cumbre alta, que no la escala Stallone ni en sus mejores sueños y mucho menos corriendo.

Rocky4

La noche del combate ya está aquí y Rocky entra al ring entre abucheos del público y elogios de Paulie. Iván Drago, reapodado “la muerte sin remisión” entra en escena acompañado de su equipo y bajo los aplausos de su pueblo. Los comentaristas recalcan que es un combate extraoficial, el título de campeón no está en juego. Los oponentes se encaran para el saludo y con un plano picado haciendo referencia a la enormidad de Drago, éste advierte a Rocky con un fulminante: “¡Voy a matarte!”

ivandragorocky

Empieza el combate y Duke le repite a Rocky que “no hay dolor”. Drago, sin perder el tiempo, golpea fuertemente a Balboa que solo es capaz de devolver algún golpe. Rocky sigue encajando golpes hasta que cae al suelo; pero se levanta solo para ser llevado a una esquina a recibir más golpes.

El segundo asalto comienza con Rocky dispuesto a hacer perder la moral a su rival. De poco le sirve, ya que Drago le machaca y le lanza por los aires. Rocky se levanta y se centra en la cara de su rival hasta tirarle al suelo como si de la WWE se tratara.

Rocky-Ivan-Drago-Foto-Archivo_NACIMA20131118_0189_3

El combate continúa con escenas cortas mientras vemos cómo avanzan los asaltos: Rocky recibe más golpes de los que lanza. Rocky vuelve a caer, pero se levanta y arrincona a Drago. Balboa le rompe el pómulo, Drago también es humano y sangra. Rocky gana el octavo asalto e Iván está bajo de moral. Drago gana el noveno, el combate está muy reñido.

[spoiler]

Llega el decimoquinto y último asalto. El público ruso aclama y corea a Rocky. Drago estrangula al primer ministro y pierde todo el respeto de su país. El potro italiano busca la victoria por fuera de combate y conecta una serie de demoledores golpes contra Iván. Vivimos un intenso y último asalto donde cada uno golpea al otro de forma letal hasta que, finalmente, Drago cae.

maxresdefault8

Balboa, en un admirable acto de deportividad, sorprende al público con un unificador discurso político dónde da a entender que más vale que combatan dos personas en un ring, que no veinte millones en un frente de batalla.

Rocky ha vengado a su amigo y ha demostrado a todo un pueblo rival la capacidad de unión, pacificación y perdón que el deporte puede desprender.

ROCKY-IV-09_510
[/spoiler]

Recordad que podéis ver la crítica de Creed aquí, la de Rocky aquí, la de Rocky II aquí y la de Rocky III aquí.

¡Disfrutad de las cosas que os hacen felices!

Ex colaborador de la webhttps://www.lascosasquenoshacenfelices.com
Ex colaborador de Las cosas que nos hacen felices al que agradecemos su tiempo y su aportación. Muchas gracias.

7 COMENTARIOS

  1. Hola Mcfly. Me ha entretenido mucho leer tu crítica de Rocky IV.
    Lo contrario que a ti, la escena de Rocky entrenando en la nieve es de mis favoritas de toda la saga, todavía se me ponen los pelos de punta cada vez que la veo. Y la preparación que hace, la veo mucho sentido: Drago es más fuerte, más rápido y más alto, lo califican como el luchador perfecto; Rocky tiene que entrenarse en las condiciones más difíciles, tiene que sentir dolor en sus entrenamientos, porque sólo su resistencia le podrá ser útil para enfrentarse a Drago.

    • Saludos Mauro,
      Muchas gracias por tu comentario, siempre es bueno conocer todas las opiniones y precisamente este es un blog de opinión con lo cual todas son bienvenidas.
      Estoy de acuerdo contigo en que Rocky debe entrenarse para enfrentarse contra un titán y, de hecho, es lo que he considerado el punto más curioso de la entrega, el entrenamiento. En mi opinión, Rocky podría haberse quedado entrenando en los Estados Unidos haciendo ejercicios más reales con su saco y sus pesas, contratando a Clubber Lang como sparring, etc. En absoluto desmerezco la escena, solo opino que ese entrenamiento seria más apropiado para hacer un triatlon o un Ironan, no para enfrentarse contra Drago.
      Muchas gracias por tu comentario y que tengas un feliz día.

  2. Hola Mcfly,
    En cuanto al entrenamiento de Rocky, puede que lleves razón pero si lo hubiesen hecho de otra forma nos hubiesen quitado las fabulosas escenas en la nieve y la increíble, aunque inverosímil, imagen de Rocky en la cumbre de la montaña.
    Es difícil elegir un momento favorito de Rocky IV pero yo me quedo con la entrada apoteósica de Apollo Creed en el ring y el “living in America” de James Brown: https://www.youtube.com/watch?v=PH9AB16Crjk
    Que tengas tu también un buen día.

    • Saludos Mauro,
      Estoy de acuerdo, son escenas muy originales!
      Gran momento el de Apollo vestido del Tio Sam con “Livin in America”, agree.
      ¡Disfruta de las cosas que te hacen felices!

  3. El entrenamiento de Rocky es en Siberia tiene que ser brutal por eso lo hace alli y no en USA. En mi opinión esa es la clave, el entrenamiento en Siberia en condiciones adversas y soportando todo el dolor y el sufrimiento que pueda el ser humano para derrotar a Drago.

    La escena del coche es cojonuda también porque es un repaso de la vida de Balboa y de como ha llegado hasta aquí.

    Un saludo

  4. Estoy completamente de acuerdo contigo!! No puedo creer que haya alguien, aparte de mi persona, a quien le guste Rocky II por sobre todas las otras películas (ya te comentaré en el análisis/critica que hayas hecho acerca de Rocky II). Para mi, Rocky IV goza de excelentes momentos, en una blanquecina pero apropiada Rusia como entorno de entrenamiento… Si bien, parece muy rustico el entrenamiento de la granja, supongo que para la ideología del “hombre vs. la maquina” esta muy bien representado, ya que es obvio, el tono de la cinta demuestra que en ello se quería centrar, junto al sentido patriótico de la guerra fría. Si bien, Iván Drago me parece un contrincante estupendo e imponente, rompió fuertemente esa barrera entre deportista y asesino, frío y sin remordimiento alguno, cosa que no me pareció apropiado para la cinta, pues tiende a perder el enfoque deportivo, ademas de que, en palabras del mismo Apollo Creed refiriéndose a Drago “pareciese que le hubieran confiscado la lengua en la frontera” y eso lo hace aburrido… Las escenas de entrenamiento, ni mas decir que para mi son las mejores en toda la saga, pues no solo muestra el arduo trabajo físico de un emocionalmente herido y envalentonado Rocky, sino que vemos también a su oponente, (apodado ahora como el “Expreso de la muerte”), hipertrofiando en maquinas estilo sci-fi muy inverosímiles y nadando en mares de esteroides, acompañados juntos de la exquisitez de banda sonora que se acoge en esos momentos, como el Training Montage de Vince DiCola para esta primera parte, o el mejor aun Hearts On Fire de John Cafferty, en donde se ve a un Stallone/Rocky en su mejor estado físico y emocional, mas maduro y confiado de entre todo lo visto en las anteriores películas; también es de destacar la nostálgica escena de flashbacks mentales de Rocky en su envidiable Jalpa, al son de No Easy Way Out de Robert Tepper, o el tema War, de Vince DiCola, ambientando la pelea Rocky/Drago, al mejor estilo de profundos pero excesivos strings de sintetizador, muy característicos de las BSO de los maños 80´s. Película motivadora, emocionante, y de las mejores de la saga. No es perfecta, pero si todo un clasico. Personalmente, extraño en esta película el entrenamiento de calle/gimnasio con el Gonna Fly Now de Bill Conti, y el tema de Philadelphia Morning.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

ÚLTIMOS ARTÍCULOS

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos.
Privacidad