Inicio comics Reseña de Batman: Gótico

Reseña de Batman: Gótico

Hace algo más de un año, concretamente en diciembre de 2015, empecé aquí en Las Cosas que nos hacen felices una larga, difícil pero interesante empresa: reseñar al completo la extensa etapa de Grant Morrison a cargo del Caballero Oscuro. Aquí tenéis una minuciosa guía de lectura de dicha etapa y todas las reseñas. Pues bien, repasando la entrada que tenéis en este enlace me percaté de que quedan tres cómics, las tres primeras incursiones del guionista escocés en el bat-universo, por reseñar: Asilo Arkham, Gótico y Los archivos negros. Evidentemente, esto no podía quedar así.

Si por algo se caracteriza Batman y su entorno es por estar, normalmente, rodeado de lo extraño y paranormal, algo que le va al personaje como anillo al dedo. En los últimos años, como ocurre en la recién acabada etapa de Scott Snyder, se ha intentado que prime el aspecto realista y urbano para las historias del Hombre Murciélago, pero es imposible alejarse de cierta temática como sucede en el arco argumental El Tribunal de los Búhos. Pero, si para alguien la magia y lo arcano es innato y primordial ese es Grant Morrison. Un loco para muchos, para otros, como yo, un iluminado que consiguió elaborar un importante número de puntos de inflexión en el universo del cruzado de la capa que perdurarán durante muchos años. Gótico no fue el primer cómic en el que Morrison y Batman cruzadon sus caminos, previamente alcanzó el éxito con la visionaria novela gráfica Asilo Arkham.

Pongámonos en situación. Estamos a principios de los años 90, la Batmanía lo petaba, en parte gracias a las películas de Tim Burton. Fue en este punto donde DC, decidió exprimir el buen momento que estaba viviendo su personaje más emblemático, creó nuevas cabeceras protagonizadas por el personaje. En este contexto nace Legends of the Dark Knight, que contaría con importantes guionistas y artistas del momento, aportando a los lectores noveles historias autoconclusivas y alejadas, con cierta libertad, de la cabecera principal.

En esta historia, la mafia de Gotham acude sorprendentemente pidiendo ayuda a su máximo enemigo, ya que alguien desconocido está acabando con ellos de uno en uno. En esta historia ya nos encontramos con un Morrison que domina de manera magistral el relato (sin faltar a su cita con ciertos giros muy personales). El primer número es, probablemente, uno de los mejores que he podido leer de Batman, lleno de detalles que construyen de forma sublime el ambiente perfecto para lo que está por llegar y, facilitar, que el lector comprenda el resto de la historia con solvencia. El resto de la historia planteada por el escocés supone un constante enfrentamiento contra lo sobrenatural, poniendo a prueba las habilidades detectivescas del protagonista. El villano, Mr. Whisper, resulta una constante algo que le confiere resultar terrible y fascinante para el lector.

A cargo del dibujo está Klaus Janson. Un peso pesado, sin ningún género de dudas, que fue el encargado durante muchos años de dar vida al dibujo de Frank Miller. En esta ocasicón, peca de esqumático y de un diseño de personajes algo emborronado. Donde se crece es en el aspecto narrativo, eligiendo en todo momento el plano perfecto y la composición de viñetas idónea para disfrutar como se merece esta historia. Consigue a través de todo esto un hilo conducor perfecto para la historia elaborada por Morrison, formando una simbiosis beneficiosa para el lector.

Después de todo, Gótico narra hechos acontecidos en Gotham, sobre sus fantasmas, miserias y horrores. Un cómic donde la ciudad coge el protagonismo absoluto, especialmente la catedral. Nos encontramos con un relato a medio camino entre la magia y la locura de un hombre consumido por la ambición y sus peores miedos. ¿El resultado? Un pequeño clásico atemporal en la larguísima historia del personaje, que es digno de poseer un lugar en nuestras estanterías. Y es posible gracias a la edición que ECC publicó el pasado mes de mayo en su línea Grandes autores de Batman. No os lo perdáis.

Un saludo y sed felices, a menos que podáis ser Batman. Es mejor ser Batman.

Ismael Manjón Chinchillahttps://www.lascosasquenoshacenfelices.com
Licenciado en Filología Hispánica. Disfruto de los videojuegos, los comics, el cine, la series y de una cerveza bien fría con la gente que quiero. Fan #1 de Batman. #13

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

ÚLTIMOS ARTÍCULOS

Reseña Contrapaso (2021) de Teresa Valero: El valor de la verdad en tiempos oscuros

Podríamos contar con los dedos de una mano que país no tiene algún capítulo de su historia escrito con sangre. Ya sea vertida contra...

Espectacular nuevo tráiler de ‘El Ejército de los Muertos’ de Zack Snyder y Netflix

Volvemos a tener noticias del amigo Zack Snyder y su nueva andadura en Netflix de la mano de su 'Ejercito de los muertos'. Ya...

De yakuza a amo de casa, un divertido anime con un formato diferente

De yakuza a amo de casa es la serie de anime que Netflix estrenó el día 9 dentro de sus novedades para el mes...

Reseña de Sueños pesados, lo escalofriante de lo desconocido

Buenas queridos lectores, y bienvenidos a esta nueva entrada donde analizaremos Sueños Pesados de Alberto Breccia, autor nacido en Uruguay que desarrolló toda su...

Crítica de Cowboy de asfalto, de Netflix

Cowboy de asfalto, pese a su estreno limitado el año pasado, ha llegado recientemente a Netflix. Nos encontramos ante un producto más lento e...

Novedades Astiberri mayo 2021

Ya tenemos las novedades de Astiberri Astiberri mayo 2021. Os dejamos a continuación el correspondiente texto de la editorial y el PDF con todas las novedades....

Reseña de John Tanner 1, El cautivo del pueblo de los Mil Lagos, de Yermo Ediciones

Comienzo esta reseña diciendo que odio a mi compañero Mario Losada, quien me ha mandado sin yo pedírselo el número uno de Elfos y...

ÚLTIMOS COMENTARIOS

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos.
Privacidad