Reseña de George Lucas. Una vida.

0

Hoy os traemos la reseña de una biografía, algo que no suele ser habitual pero el protagonista de la misma encaja perfectamente en la temática de la web. Es más, casi podríamos afirmar que es el principal culpable de que existan webs como esta y de que muchos de nosotros estemos aquí escribiendo y leyendo sobre temas como la ciencia ficción, los cómics, la fantasía y todo aquello que conforma el llamado “mundo friki”. Hoy reseñamos George Lucas. Una vida, libro escrito por Brian Jay Jones, autor que ya tiene otras biografías en su haber y entre las que destaca la dedicada a Jim Henson, el creador de los Muppets que tenía muchos puntos en común  con Lucas.

Toda una vida

Lo primero que debemos señalar es que George Lucas. Una vida no es una biografía autorizada, lo que se traduce en la independencia del autor con respecto al personaje. Jay Jones ha reconstruido la vida de George Lucas no a través de él sino mediante el uso de la abundante bibliografía que existe sobre él y su obra y a través de entrevistas a familiares, amigos y conocidos. Eso le ha permitido aportar una visión muy completa de la vida y obra de Lucas, con todas sus luces y sombras. Además, lo ha hecho de una forma bastante objetiva, sin hacer excesivo hincapié en las partes más deslumbrantes ni tampoco en las más oscuras. El estilo del autor es muy cercano a la novela, construyendo un relato muy ameno e interesante, fascinante en muchos momentos.
Como un guiño a los fans y al propio Lucas (no autorizada no quiere decir necesariamente que esté desautorizada), el autor divide el libro en 3 partes.

1ª Parte: La Esperanza

En esta parte se nos narra el origen familiar de George Lucas y su relación con su padre, un rasgo común a casi todos los grandes creadores y a todo los humanos en general. Es imposible escapar de nuestras raíces, aunque George Lucas lo intentó con saña. Nacido y criado en la pequeña ciudad de Modesto, en California. La personalidad de su padre, un empresario conservador y metodista que aspiraba a que su hijo heredase el negocio, le marcó profundamente. Los continuos enfrentamientos desembocaron en un George Lucas que se transformó en aquel personaje de American Graffiti interpretado por Charles Martín Smith, Terry El Tigre. Abandono de los estudios, carreras de coches, callejeando las calles de Modesto en busca de acción y un accidente del que se salvó de puro milagro y que dio un giro a su vida.
Es esta la parte más fascinante de su biografía por cuanto nos descubre el origen de muchos de sus rasgos como creador y como persona. El cine llegó tarde a su vida y antes estuvieron la televisión y su enorme amor por los cómics, en concreto los de Flash Gordon y el Tío Gilito de Carl Banks (de hecho, en cuanto tuvo dinero se hizo con originales de Banks y Alex Raymon). Cuando por fin llegó el séptimo arte lo hizo para quedarse y Lucas despuntó como un estudiante y posterior licenciado muy dotado para lo visual, destacando en el montaje y el uso del sonido pero al mismo tiempo un completo negado para la escritura y su trato con los actores, esto último derivado de su propio carácter, tímido, reservado, algo huraño y un obseso del control.
Es también en esta parte donde se nos narra el inició de su gran amistad con Francis Ford Coppola y su contribución al sueño de una comuna de cineastas totalmente independiente de Hollywood, independencia que él llegó a alcanzar y Coppola no, aunque fuese a costa de perder sus rasgos como creador en el camino.

No hace falta presentaciones ¿No?

2ª Parte: El Contraataque

Se inicia esta parte con la creación y desarrollo de Star Wars, finalizando con el estreno de El retorno del jedi. Es quizás la parte más conocida de la vida de George Lucas y habrá muchos fanáticos que se la sabrán al dedillo: las dificultades para poner en marcha la saga, fruto de la negativa de King Syndicates a cederle los derechos de Flash Gordon, las dificultades del rodaje, la prostitución de la historia en aras del merchandising, etc. Sin embargo revela también muchos aspectos que los fans obviamos a la hora de hablar de George Lucas y Star Wars, muchas veces por ignorancia y otras por interés deliberado: la falta de fe en el proyecto de casi todo el mundo, las enormes dificultades financieras que le llevaron a endeudarse hasta las cejas y por encima de todo la lucha de George Lucas por mantener su independencia. La saga de Star Wars aparece aquí como el intento de un creador para llevar a la pantalla su visión de una historia contra todo y contra todos. Es una parte del libro que muestra gran parte de los complejos mecanismos que mueven la producción de las grandes películas de Hollywood. Al final, George Lucas ya no es solo un director y un creador sino un empresario que tiene una empresa, Lucasfilm, y múltiples filiales y del que dependen no sólo el bienestar de sus hijos sino también el de todos los empleados a su cargo. Si para eso hay que vender muñecos de los ewoks, pues se venden. Para los fans ha sido siempre muy fácil sentarse en el sofá a despotricar diciendo que han destruido sus sueños de infancia cuando muchos no hemos llegado a nada más que a reseñar y a criticar las obras de los demás. Y antes de nada, debo decir que se que este párrafo va a escocer a más de uno pero, chicos, es lo que hay. Leyendo el libro, más de una vez me vino a la cabeza esta idea, la de que quién soy yo en realidad para criticar, a veces con auténtica saña, la obra de un creador. Zack, si estas leyendo esto, te pido perdón.

Rancho Skywalker

3ª parte: El Retorno

George Lucas ha terminado su saga galáctica, o eso jura a todo el que quiere escucharle. Ahora tocan otras cosas, que dirían los políticos. Toca seguir con Indiana Jones, mantener Lucasfilm como sea, Willow, las precuelas y sobretodo cuidar de sus hijos tras la ruptura con su mujer. Toca volverse a enamorar y ayudar a sus amigos a realizar sus sueños pero también toca tomar decisiones empresariales difíciles, como la venta de Pixar a Steve Jobs, la mayor cagada empresarial de Lucas, un visionario que no supo ver lo que se nos venía encima, y finalmente la venta de Lucasfilm a Disney, un negocio agridulce del que seguramente se habrá arrepentido al ver el fruto de su vida fuera de su control.

Pixar y Jobs

Luces y Sombras

Como decía, Brian Jay Jones realiza un retrato de George Lucas con todo lo bueno y lo malo. Lucas aparece como un creador, un auténtico creador obsesionado con su independencia y el control de su obra, que busca alejarse totalmente del sistema de los grandes estudios, cosa que consiguió pero, paradojicamente, en el camino les dio alas para mantenerse a flote. Lucas es también un empresario del que dependen no solo su supervivencia y la de su familia sino también la de sus empleados, un empresario que toma decisiones difíciles e impopulares pero que al mismo tiempo paga de su propio bolsillo los episodios I, II y III de Star Wars, arriesgando todo lo que tenía con tal de que nadie le toque las narices (si, Star Wars da dinero pero los gastos del Imperio Lucas son enormes). George Lucas ayuda a sus amigos a realizar sus productos, como el caso de Coppola, cuyo prestigio como cineasta supera al de Lucas tanto como su irresponsabilidad a la hora de gestionar el dinero, o el caso de sus amigos William Huyck y Gloria Katz, a los que produjo un guión que llevaban paseando años por Hollywood y que se convertiría en el mayor fracaso de su carrera.
En definitiva, George Lucas aparece como alguien lleno de contradicciones, con su propio carácter, muchas veces huraño y antipático, como alguien a quien se le conocen muchos defectos y no se le reconocen sus aciertos, alguien que cambió para bien y para mal la historia del cine y de la cultura de las últimas décadas. George Lucas. Una vida es un libro apasionante del que sólo hemos dado unas pinceladas. Si os gusta no solo Star Wars sino también el cine en general, no os lo perdáis. Siempre se aprende algo. En mi caso quiero pensar que humildad, aunque luego mis actos y mis escritos lo desmientan. Contradicciones de un ser humano que intenta ser feliz. Un saludo.



el autor

Toda la vida leyendo cómics. Aficionado también al cine, las series de televisión, la literatura fantástica y de ciencia ficción, a la comida, la cerveza y a todas las pequeñas cosas que nos hacen felices.

Deja tu comentario

Recomendado en Las Cosas felices
Bienvenidos, auténticos creyentes, a La Tapa del Obseso, la sección de Raúl Sánchez. El gran clásico de los juegos de rol de papel y dados…