IniciocineCrítica de It. Capítulo 2: Enfrentamiento final contra Pennywise

Crítica de It. Capítulo 2: Enfrentamiento final contra Pennywise

¡Saludos y bienvenidos a este reseña! Tras haber visto el capítulo final de esta historia de Stephen King, aquí vengo a compartiros mis impresiones al respecto, libre de spoilers. ¿Ha merecido la pena la espera de dos años para ver el episodio final? ¿Las versiones adultas de Los Perdedores están al mismo nivel que las de la infancia? ¿Y Pennywise, sigue siendo igual de inquietante? Antes de entrar en materia y responder esas preguntas, y por si alguien no leyó la crítica que una de mis compañeras de la web dedicó al primer capítulo de “It”, os la dejo aquí:

Tengo que contarte un secreto, ¿por qué no te acercas?

Pues bien, vamos con la primera de las cuestiones. ¿Ha merecido la pena la espera de dos años para ver el episodio final? Con sus cosas buenas y malas, mi respuesta es un SÍ. En mi opinión, la primera parte de It me dejó mejores sensaciones que esta última, no sólo por el hecho de que es más fiel al relato de King, sino porque creo que había un mayor empaque, montaje y una mejor dirección, orquestando bien cada aparición de Pennywise junto a la trama de los personajes. Lo cual no quiere decir que It 2 sea un producto de mala calidad, ni mucho menos, pero no me ha sorprendido tan gratamente como el primer episodio. Aquí hay más libertades creativas que en la anterior cinta, y si bien me ha gustado mucho que aparezcan pasajes del libro que ni siquiera se vieron en la miniserie de 1990 (el ritual de Chud, si bien de una manera diferente, el ataque a una pareja de novios en el puente de los besos, y algunas otras), no me han convencido tanto las escenas nuevas que se añaden a la historia, por no contar que se han borrado subtramas de personajes de un plumazo, como el papel que ostentaban en la novela la esposa de Bill Denbrough, o el marido de Berverly Marsh. No obstante, y como resumía al inicia del párrafo, con aciertos y desaciertos It 2 merece la pena. Además, hay un cameo del amigo King, breve pero cuanto menos peculiar, que me resultó la mar de simpático. Por no mencionar la de veces que se habla en la película sobre el final de pacotilla de un libro de Bill Denbroguh, en clara alusión a la ya sabida dificultad de King en la vida real para hilvanar buenos finales en sus libros.

Los Perdedores en la versión infantil y adulta.

¿Las versiones adultas de Los Perdedores están al mismo nivel que las de la infancia? En este aspecto pienso que sí, porque la elección de casting en ambos casos ha sido más que acertada y no hay nadie que desentone especialmente. He echado en falta un poco más de protagonismo relevante de Ben Hanscom, que es mi personaje favorito de Los Perdedores, pero al margen de eso todos los actores y actrices considero que han rayado al nivel que se les podía exigir, siendo en la versión adulta James McAvoy, Jay Ryan, James Ransone, Jessica Chastain, Isaiah Mustafa y Bill Hader quienes han llevado el peso de la historia alternativamente, con momentos relevantes para cada uno, y que siguen la misma estela de sus personajes literarios en lo que se refiere a su destino en la historia. Así que, en resumen, tanto las versiones jóvenes como adultas de Los Perdedores han estado más que bien, no sólo en la interpretación de cada personaje y su elección interpretativa, sino en la manera en la que han aportado cosas a la historia.

¿Y Pennywise, sigue siendo igual de inquietante? En la miniserie de 1990 ya daba miedo e inquietaba, y a día de hoy es lo que mejor envejecerá de aquella adaptación, por el enorme trabajo de Tim Curry. En la primera parte de la nueva adaptación, Bill Skarsgard demostró que también podía ser un payaso igual de aterrador e inquietante, a pesar de que algunos movimientos enloquecidos de cámara no le hicieran ningún favor. Pero daba repelús, que es lo mínimo que hemos de pedirle a este villano. En este capítulo 2 sus apariciones pierden un poco de chispa al carecer del efecto sorpresa y haber algunas escenas más violentas y explícitas, pero ello no quiere decir que deje de ser un personaje potente, pues tras él hay no sólo una gran interpretación de Skarsgard, sino que sumando las apariciones de Pennywise en las dos partes nos encontramos con un personaje altamente satisfactorio y que da lo que uno debería esperar. Así pues, no me iría de cervezas ni con el Pennywise de Curry ni con el de Skarsgard, y ay de aquella persona que se los encuentre en una callejuela oscura o asomando desde una alcantarilla.

¿No hay mejor motivo para reunirse que un payaso terrorífico?

Llegados a este punto, y siendo “It” una de mis novelas favoritas no sólo de King, sino en general, la pregunta ahora es… ¿ha merecido la pena este remake de It? Desde luego que SÍ. Con momentos brillantes, que predominan sobre los que no lo son tanto, y más medios empleados en la producción, no sólo tenemos un producto altamente satisfactorio, sino que tiene dos versiones de calidad, porque, aunque la miniserie de los 90 envejezca regular en la mayoría de aspectos, sigue gustándome, lo admito, y tener la versión antigua y la actual, abordando entre ambas muchas de las escenas de la novela, hacen que mi disfrute de la misma se agrande. ¿Y a [email protected], qué os ha parecido esta última pelicula?

Con esto acabo mi aportación de hoy, pero no os preocupéis, nos encontraremos tarde o temprano por aquí, ¿sabéis por qué? Porque todos flotaremos aquí abajo….

José Carlos García
Licenciado en Derecho por la Universidad de Granada. Guionista del cómic "Un disparo en el desierto" (Ediciones Traspiés, 2017), y colaborador en los fanzines "Hormigas" y "La Revistica" de Granada. Dos de mis aficiones son la lectura y la escritura, y sigo fomentándolas, leyendo cuanto puedo y escribiendo relatos o guiones de cómic para sus posibles publicaciones.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

ÚLTIMOS ARTÍCULOS

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos.
Privacidad