InicioSeriesAnálisis de los últimos capítulos de The Staircase (2022), la nueva joya...

Análisis de los últimos capítulos de The Staircase (2022), la nueva joya de HBO Max.

Sin mucho ruido, HBO Max ha estrenado The Staircase, adaptación en clave de ficción del suceso real ocurrido en 2011, cuando el afamado escritor Michael Peterson llamó a Emergencias porque su mujer Kathleen se había caído por las escaleras y estaba muerta. Dadas las circunstancias de lo ocurrido, la fiscalía no tardó en elaborar un caso contra Michael. ¿Queréis saber qué nos han parecido sus tres últimos episodios?

The Staircase es la nueva producción de Antonio Campos, director conocido hasta ahora por su asociación con Netflix en la conocida serie The Sinner, cuya primera temporada es realmente notable, y el largometraje sureño El diablo a todas horas, cuya crítica tenéis en esta sacrosanta web.

Crítica de El diablo a todas horas. Spiderman y Batman en Netflix.

Crítica de los capítulos de The Staircase.

A partir de la imagen, spoilers de los tres últimos episodios y, por tanto, del final de la serie.

Tras ocho capítulos repletos de errores judiciales, giros de guión, distintas líneas temporales y versiones de lo ocurrido la noche en la que Kathleen Peterson murió, hemos asistido al final de The Staircase, desde ya una de las series de este año 2022.

En estos últimos episodios ha continuado la estructura en tres distintas líneas temporales que, a efectos prácticos, se convierten en dos con objetivos distintos y bien definidos. Y los dos funcionan a la perfección.

Por un lado, tenemos toda la línea temporal que ocurre después de la muerte de Kathleen. Aquí el protagonista absoluto es Michael Peterson, interpretado magníficamente por un Colin Firth en un papel totalmente atípico. Conocido siempre por su interpretación de personajes exquisitamente británicos (perfil del que se mofó en la genial Kingsman y secuela), Firth brilla en un papel de todo fachada. Un perfecto encantador de serpientes que esconde a un mentiroso compulsivo que esconde su homosexualidad.

Durante toda la serie, Antonio Campos no centra tanto su enfoque en si Michael Peterson lo hizo o no. Al fin y al cabo, actualmente no hay una versión definitiva de lo ocurrido aquella noche de 2001. No se sabe si Kathleen Peterson se cayó, si fue asesinada por Michael o fue atacada por un búho.

Más bien, muestra a Michael Peterson como un hombre aparentemente encantador, que disfruta y hace disfrutar, pero que esconde a un manipulador nato que hace lo que sea necesario para salirse con la suya. Es decir, un hombre que hace lo que puede para esconder sus defectos. Y lo hace bien. Es un pecador. Como todos. Pero no todo pecador es un criminal.

En estos episodios, vemos como Sophie se desvive por sacar a Michael de la cárcel. Obnubilada, primero platónicamente y luego como pareja, por Michael, hará lo que sea necesario para demostrar una inocencia en la que cree firmemente. Sin duda, se trata de una figura polémica, sobre todo cuando la vemos montando el famoso documental The Staircase, por lo que se deduce que la imparcialidad a la hora de abordar la figura de Michael Peterson en el documental es más bien discutible. Habrá que ver el documental, que por algo está en Netflix.

Poco a poco, nos vamos sumergiendo en la personalidad de Michael y en cómo influye en sus hijos. No importa tanto si tal o cual apelación sea aceptada o rechazada. A Campos no le interesa tanto eso como que uno de los hijos de Michael pierda su favoritismos y caiga en un alcoholismo o que otra de sus hijas sea incapaz de hablar con el resto de su familia sobre su homosexualidad.

Al final, no sabemos si Michael Peterson es culpable. La duda flota continuamente en el ambiente. Lo que me recuerda poderosamente a El misterio von Bulow, aquella película sobre el noble vividor acusado de matar a su rica esposa. Ambas son producciones basadas en hechos reales no aclarados.

Pero lo que sí sabemos es que Michael es un mentiroso. Capaz de aguantar una mentira durante más de quince años: el hecho de que su mujer no conociera realmente su bisexualidad. Sabemos que tiene ciertos cambios de humor, lo que presupone cierta impulsividad. Es un ser humano complejo e imprevisible. Pero poco más.

Por ello, The Staircase es una serie en la que cada detalle cuenta. Nos obliga a centrar nuestra atención porque cada escena puede significar algo o no significar absolutamente nada a la gran pregunta. Y nada mejor para ejemplificarlo que el segundo nivel en el que funciona esta serie: todo lo que ocurre antes de la muerte de Kathleen.

Aunque se dedica menos tiempo a esta parte, no deja de ser la más fascinante de las dos. Con el protagonismo de una fascinante Toni Collette, asistimos a otra historia sobre el engaño de las apariencias.

Empezamos contemplando a Kathleen como una supermujer: sexy, trabajadora, capaz de organizar la vida de su marido y enderezar el rumbo de sus hijos. Pero, en todo momento, algo extraño flota en el ambiente. Hasta ella parece fuera de sí en muchos momentos.

Asistimos a una vida que internamente se va derrumbando al enfrentarse a sus propias contradicciones. Además, con el añadido de saber que va a morir. Y tenemos la sensación de que ella misma lo intuye. Finalmente, Kathleen es una mujer desgraciada, sometida a los devaneos de su marido y con una sospecha (acertada) de bisexualidad. Si eso la mató o fue un accidente es algo que desconocemos.

En definitiva, The Staircase es una fascinante miniserie que se convierte en la mejor producción de Antonio Campos. Un true crime que se distingue de producciones similares en ahondar en las personalidades del matrimonio protagonista para reflexionar sobre la verdad, las apariencias y los pecados de una sociedad. Porque cualquier podría ser Michael o Kathleen Peterson. Y eso, viendo todo lo que ocurre en The Staircase, da mucho miedo.

¡Un saludo y sed felices!

¡Nos leemos en Las cosas que nos hacen felices!

Fernando Vílchez
Fernando Vílchez
Médico residente. Intento aprender como si viviera para siempre. Intento vivir como si hoy fuera mi último día...con las cosas que me hacen feliz.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

ÚLTIMOS ARTÍCULOS