Crítica de Recursos inhumanos: Éric Cantona contra el sistema en una de las mejores series del año

8

“Tienes que ver Recursos inhumanos“. Esa frase me la soltó un amigo hace un par de días. Mi amigo en cuestión es el único que si me dice “tiraté de un puente”, voy yo y me tiro. Así que no tardé en buscar la serie en cuestión. Está disponible en Netflix y creedme si os digo que es una de las series del año.

Breaking Bad a la francesa

Creo que compararla con Breaking Bad es un elogio para cualquier serie. Recursos inhumanos narra la historia de Alain Delambre, un parado francés de 57 años que fue despedido a los 50 por ser mayor para el puesto. Paradójicamente, Alain era el jefe de recursos humanos de una pequeña empresa y de ser un ejecutivo bien pagado pasó a ser “trabajador senior” que desarrollaba trabajos no cualificados, mal pagados y donde la humillación estaba a la orden del día. Cuando ya parece que no puede caer más bajo le surge la última oportunidad de recuperar su vida. Una gran empresa necesita medir el nivel de estrés de sus ejecutivos, ya que van a despedir a 1250 personas en una de sus fábricas y aquello puede ser la guerra. Al CEO de turno no se le ocurre mejor forma de hacerlo que someterlos a un secuestro fingido, a una toma de rehenes de la que los evaluados no saben nada y en la que Alain será uno de los evaluadores. El pobre Alain pone todo su empeño en prepararse y se juega todo lo que le queda a una sola carta, la de ese trabajo soñado que le permitirá recuperar su autoestima, la de su mujer, la de sus hijas y la de la sociedad en general. Ya os podéis suponer que la cosa no saldrá rodada y lentamente Alain empezará a caer en una espiral que rieté tu de Walter White.

La mini-serie del año

Recursos inhumanos esconde unas cuantas sorpresas que, sin duda, la convertirán en una de las series del año. En primer lugar hay que destacar que está basadá en una novela de Pierre Lemaitre, uno de los mejores escritores franceses de los últimos años, alabado incluso por el propio Stephen King. Lemaitre se mueve en la novela negra pero no le hace ascos a otros géneros. Suya es una de las mejores novelas que he leído jamás, la premiada Au revoir là-haut, traducida en España como Nos vemos allá arriba, llevada al cine y al cómic con desigual fortuna. Cualquier cosa que escriba Pierre Lemaitre vale la pena y Recursos inhumanos se basa en una de sus novelas (Cadres noirs) y el propio autor se ocupa del guión y los diálogos de la serie.

La segunda sorpresa a destacar es su protagonista, un sorprendente, grandioso y maravilloso Éric Cantona, a quien los más viejos del lugar recordamos como autor de una de las patadas voladoras más famosas de la historia del futbol. Cantona está inmenso en el papel de Alain Delambre, haciendo suyo el personaje de tal manera que uno olvida quien lo está interpretando. Cantona es Delambre y parece haber nacido para el papel. Aquí os tengo que avisar que, por el momento, Recursos inhumanos no está doblada al español, por lo que hay que optar por el francés subtitulado, un factor que nos permite apreciar mejor el trabajo del actor.

A la izquierda, Pierre Lemaitre; a la derecha, el gran Éric Cantona

La tercera sorpresa es la dirección del libanés Ziad Douein, que imprime tal tensión a las escenas que hace que no puedas despegarte de los 6 episodios que forman la serie. La he visto del tirón y es algo que nunca hago. Ziad Douein lo centrá todo en Cantona y su personaje, quien rompe la cuarta pared para contar su drama, haciendo que todo pivote a su alrededor con sus miradas, sus silencios, sus monológos,… El director reconoce que la gran baza de Recursos inhumanos es Alain / Cantona y se aprovecha de ello de forma magistral.

Cantona contrá el mundo

Dado el historial de activista militante de Éric Cantona, quien se manifestó en el pasado contra los abusos del capitalismo en general y de la banca en particular, no es extraño que se haya visto envuelto en este proyecto, en un papel para el que parece haber nacido. Recursos inhumanos no solo plantea esos temas sino que va más allá. Alain Delambre es un parado, si. Ha sufrido abusos, ha sido humillado por el sistema, ha perdido su autoestima y ha ganado en impotencia sexual. Alain es el reflejo del francés /europeo medio, varón de raza blanca que siguió el sistema a pies juntillas. Estudió, trabajó, se casó, tuvo hijos, se hipotecó y soñó con una jubilación dorada y merecida hasta que el sistema le dió la espalda. Ahí queda esa cocina a medio montar, metáfora de lo que es su vida rota. Sería fácil para el director, el actor y el guionista justificar todo lo que lleva al protagonista a caer en el abismo pero no esconden que Alain Delambre también es un hombre violento, alguien que cae en la autocompasión, que quizás se ha dejado arrastrar pero que tampoco duda en pisotear a quien haga falta y en aprovecharse de todos los que le rodean, haciendo imposible que el espectador tome partido por un lado o por otro. Realmente, no cuentan nada nuevo. En Recursos inhumanos hay reminiscencias de la mencionada Breaking Bad y de otras series y películas. Lo que les destaca es cómo lo cuentan. Realmente, cuando uno está hipnotizado ante la pantalla, no sabe por dónde le van a salir.

Así que ya sabéis. Que corra de boca en boca, que es lo que al final encumbra a las series. Decidselo a vuestros familiares y amigos que hay una nueva serie en el corral. No os perdáis Recursos inhumanos. Cualquier cosa que os pueda decir sobre ella es poco. Os espero en los comentarios. Un saludo y sed felices.



el autor

Aficionado también al cine, las series de televisión, la literatura fantástica y de ciencia ficción, a la comida, la cerveza y a todas las pequeñas cosas que nos hacen felices.

8 comentarios

    • Pedro Pérez S. el

      Me alegro. Mira que cuando la veía pensaba: “esto a Raúl le va a encantar”. Sobre todo por el personaje de Cantona, que está lleno de matices. La verdad es que da para mucho más de lo que he escrito pero como soy muy vago no he querido profundizar. Eso y que no me acusen de spoileador. Un abrazo, amigo.

  1. ¿Cantona? ¿En qué universo alternativo me he despertado hoy? Le daré una oportunidad solo por la curiosidad de ver cómo lo hace.

    • Pedro Pérez S. el

      Si, a mi también me chocó al principio pero no es la primera vez que actua y seguro que, visto lo visto, no será la última. Tampoco es el primer deportista que se pasa a la actuación. Ahí está Vinnie Jones, por ejemplo. Dale una oportunidad a Cantona. Eso si, en v.o. Si no, no vale. Un saludo Manuel y gracias por leernos.

      • Pedro Pérez S. el

        ¿Verdad que si? Todo han sido elogios para él. Esta por ver si tiene más registros pero de momento con este personaje va sobrado. Un saludo, JC.

Deja tu comentario