¿Hay algo que no haya vendido Stephen King? Obras que AÚN no se han adaptado

2

Bienvenidos, monstruos sedientos de sangre de otro planeta, a mi pequeño rincón del universo. Los más ancianos del lugar seréis conocedores de mi APASIONADO AMOR por el rey del terror, el genio de Maine o, como a mi me gusta llamarlo, el tito Steve. Stephen King es el rey indiscutible del terror, y uno de los escritores contemporáneos más prolíficos. Su obra se extiende hasta el infinito y, como es habitual, el imaginario creado por King ha sido una fuente cuasi infinita de inspiración para el mundo audiovisual. No obstante, os lo creáis o no, aún hay libros de tito Steve que la pequeña y la gran pantalla aún no han mancillado; aunque si queréis saber los que sí, os dejo mis artículos de las mejores y las peores adaptaciones de sus libros. Pero hoy vamos a hablar de aquellas películas que, a día de hoy (febrero de 2020), aún no tienen una adaptación.

Rabia (1977)

Rabia fue el primer libro en que conocimos a Richard Bachman, el pseudónimo de Stephen King. Es una obra magistral, algo más oscura, violenta y terrenal que lo que acostumbraba. En Rabia, Charlie, un alumno problemático decide secuestrar a toda su clase después de ser expulsado del colegio por un altercado en el casi mata a su profesor de química.

El libro está escrito conociendo al dedillo la cabeza de Charlie, y su sesuda comprensión de la rabia que siente, y esa frase final tan mítica, «debo apagar la luz. Buenas noches», en la que nos apela directamente a nosotros, lo convierten en una obra maestra. Por desgracia, y tras varios incidentes de disparos en colegios en Estados Unidos, relacionados con el libro, el propio King solicitó que dejara de editarse el libro, y hoy en día es muy complejo de encontrar. También por esta misma razón, es una de las pocas obras de esta lista que puedo asegurar que no llegarán a adaptarse.

La larga marcha (1979)

Y seguimos con Bachman. La Larga Marcha es uno de mis libros favoritos de King y eso es decir mucho. Algo poco conocido, ya que es la primera novela que King escribió, antes incluso que Carrie, y como Rabia, es más terrenal y terrible. En esta historia distópica, King nos plantea una competición anual convertida en deporte nacional. Una marcha en la que los caminantes deben mantener un ritmo de 6’5 km por hora, y no parar. A los que bajan este ritmo, paran o tratan de huir, se les avisa por tres veces, y a la cuarta… bueno «pang». Además, no hay meta. Solo se debe andar hasta que quede el último hombre con vida.

Lo más terrible del libro no es el desgaste físico, sino el terrible desgaste mental que van sufriendo los concursantes, obligados a enfrentarse constantemente a su propia mortalidad, escogida voluntariamente. Este libro me recuerda un poco a ¿Acaso no matan a los caballos? de Horace McCoy. Una obra de arte, sí, pero muy compleja de adaptar, aunque se rumorea que Frank Darabont tiene los derechos de la película (rumores esparcidos por él mismo)

Danza Macabra (1981)

Siendo totalmente sinceros, Danza Macabra no es una novela, sino un ensayo sobre la ficción del terror en la literatura, la radio o los cómics. Lo cierto es que una obra imperdible, en la que el maestro del terror habla sobre sus propias influencias y la historia del género. No es posible adaptar, pero es absolutamente necesaria para cualquier amante de la literatura o del horror.

Esta obra, que tiene un premio Hugo en su haber, además hace una de las clasificaciones del género que más me ha gustado. King divide el género en tres niveles: 1) el terror, 2) el horror, y 3) la repulsión. De esta manera, reconoce el terror como el más sutil y complejo. El terror es el momento de suspense antes de que aparezca el monstruo; el horror, la visión del mismo; y la repulsión, cuando lo ves comerse a tu vecino. King califica esto último de truco barato, pero reconoce usarlo cuando la situación lo requiere, y por cosas así lo amamos.

Insomnia (1994)

Insomnia es una de esas obras rarunas de King, en la que conocemos a Ralph Roberts. Ralph padece de insomnio y tiene la capacidad de percibir el aura de las personas. El insomnio hace que Ralph divague entre la realidad y la alucinación, además de tocar temas como la vejez, la muerte voluntaria, el aborto y otros temas así, sencillitos. Esta obra, además, es una de las más ricas en autoreferencias, y constituye un verdadero puente en el macro universo de King, siendo parte de obras como la Torre Oscura, y de la mitología de It, los Tommykcnokers o Cementerio de Animales.

Posesión (1996)

Este es un caso muy complejo. Posesión es la novela espejo de Desesperación. Ambas novelas fueron publicadas a la vez, solo que Posesión se público bajo en pseudónimo de Bachman. En este caso, King usó los mismos que tenía para Desesperación, y construyó una novela distinta, con la misma de idea de la supervivencia en una situación límite que tanto fascina al tito. Lo cierto es que, teniendo en cuenta que Desesperación sí ha sido llevada al cine, es muy complejo que Posesión se adapte, al tratarse de historias similares.

La chica que amaba a Tom Gordon (1999)

La chica que amaba a Tom Gordon es uno de esos libros de King que a mí me dejan fría. Una historia en la que la protagonista, Trisha McFarland, se pierde en el bosque durante un excursión familiar, y debe sobrevivir con la única compañía de su Walkman y de una versión imaginaria de su ídolo de los Red Sox, Tom Gordon. Puesto que la historia sigue la solitaria aventura de Trisha, es realmente compleja de adaptar. Uno de los libros que menos me convencen de esta lista.

Mientras escribo (2000)

Volvemos con otra «No Novela» de King. En esta ocasión, sin embargo, no es un ensayo sino la propia autobiografía del autor, centrada sobre todo en su historia literaria. King incluye tres secciones: en primer lugar, una autobiografía temprana de sus vivencias, y cómo afectaron a su literatura, incluyendo todos sus temas escabrosos. En segundo lugar, una guía práctica de consejos para escribir, bastante útil si conseguimos el material en versión original. Por último, dedica a su famoso accidente de coche en el 99 toda la tercera sección. Te amamos, Steve, pero deja ya el tema.

No descarto que Mientras escribo sea usado para una futura adaptación de la vida del escritor cuando este muera, esperemos que dentro de mucho.

La historia de Lisey (2006)

La historia de Lisey es otra de las joyas de la lista. En un tono casi autobiográfico y premonitorio, King nos cuenta la historia de Lisey, la viuda de un famoso escritor, que debe enfrentarse a la gestión de su legado. King nos presenta a Scott, un escritor con un importante número de problemas emocionales. Es uno de los libros más complejos de King, ya que desarrolló un lenguaje propio, muy difícil de seguir y traducir, y un mundo entre onírico e imaginario que hace delicias de quien lo lea. También muy relacionado con muchas obras de King, la complejidad de la historia y del lenguaje hace que sea muy difícil de adaptar.

Blaze (2007)

Otro libro del que no me declaro fan, y el último que King escribió bajo su pseudónimo (que para 2007 ya no era ningún secreto, si es que alguna vez lo fue). Blaze es un gigante de dos metros, que nunca había hecho nada bien en su vida, hasta que conoce a George y planean el crimen perfecto. Todo iría bien si no fuera porque parece que George muere justo antes, y Blaze tiene que hacer frente solo al plan. No parece una de las novelas más complejas de adaptar a nivel de guion, pero para mi gusto a la historia le falta algo de interés para verla en cine.

Duma Key (2008)

Duma Key está ambientada fuera de Maine, y esto ya es sorprendente. En esta obra, un millonario pierde un brazo en un accidente de tráfico (¿diríais que King tiene algún traumita con los coches?) que además le provoca un grave trastorno que acaba provocando que se divorcie de su mujer. Decide retirarse a la isla de Duma Key a pintar.

En Duma Key, King aborda el autocontrol y la capacidad de recuperarse a sí mismo cuando la vida se escapa de tu control, pero también aborda cómo un suceso traumático puede acabar en adicciones. Se rumorea que Duma Key podría tener una adaptación en 2022, pero de momento, no afirmo ni desmiento.

Blockade Billy (2010)

Blockade Billy es una obra a medio camino entre narración deportiva y novela negra, que personalmente no me acaba de encantar. En esta historia, nos cuentan la historia de William Blakely, que jugó durante un breve periodo de tiempo en los Titanes de Nueva Jersey. Como pasa con otros libros de la lista, es una obra que carece de un punto vital de interés que la pueda llevar a la pantalla, grande o pequeña.

Joyland (2013)

Una historia emocionante, en la que un anciano Devin Jones cuenta sus vivencias en Joyland, un parque de atracciones en Heaven’s Bay, durante el verano del 73. En este periodo, Jones se encuentra con fantasmas, premoniciones, asesinatos en serie y algo de sexo complicado.

Personalmente, me encantaría ver Joyland en televisión. Es una historia bellísima, que habla sobre hacerse mayor, y la muerte, que nunca avisa. No entiendo que no se haya llevado esta obra maestra a la televisión o al cine, aunque he oído rumores sobre una posible adaptación en formato serie.

Revival (2014)

Revival es una obra que reencuentra, un poco, a King con Lovecraft. En esta obra, conocemos a Jamie Morton y al pastor Charles Jacobs, a los que une una curiosa pasión por la electricidad. Años más tarde, un Morton que supera de a poco una terrible adicción se reencuentra con Jacobs, que ahora se dedica al mundo del espectáculo. Una obra algo distinta al King de Carrie, pero muy interesante.

Como podéis comprobar, es una lista más larga de lo que mucho de vosotros esperabais. Así que, contando con los nuevos libros que Tito Steve seguirá sacando hasta su muerte, aún quedan obras del genio de Maine por adaptar, y seguiremos teniendo opciones para rato. Además, he dejado fuera de esta lista relatos cortos que pertenecen a compendios que ya han sido adaptados, libros de La Torre Oscura que no han llegado y, esperemos nunca llegarán; y libros en los que ha participado, como Casa Negra. Tampoco he incluido algunas que, aunque no se han adaptado, están en proceso de ello, o lo rondan, como es el caso de Buick 8, Quien pierde paga o Fin de la guardia y la segunda y tercera parte de Mr. Merecedes. Tampoco está, por motivos obvios, El visitante. Elevation y El instituto, publicadas en 2018 y 2019, y ya en revisión para adaptación, también han quedado fuera.

Y esto es todo por hoy. Volveré por estas tierras con más cuestiones.



el autor

En mis ratos libres soy la Chica Ardilla

2 comentarios

  1. Sofía:

    Sigo, como siempre Las Cosas Que Nos Hacen Felices, y estoy muy atento a tus artículos también. Con respecto a tu lista, aporto algunos datos:

    La larga marcha: está trabajando en su adaptación Andre Ovredal.
    La historia de Lisey: Ya se está filmando la serie, con Julianne Moore y Clive Owen.
    Revival: la protagonizaría Russell Crowe, dirigida por Josh Boone.

    Lo único confirmado y ya en rodaje en La Historia de Lisey, pero ahí dejo la info para que esperemos muy pronto la adaptación

    Saludos y felicitaciones!

    RICARDO

    • Sofia Ricarte el

      Muchas gracias, Ricardo!
      Con respecto a la larga marcha, aunque conocía la intención de adaptarla, que sonó fuerte el verano pasado, no había vuelto a ver mucho, por lo que mi mente la había descartado. Me alegra oír que sigue adelante.
      Con respecto a Revival, aunque también había oído lo de Russel Crowe, esto se remonta a 2016, por lo que yo lo descartaría.
      Por último, La Historia de Lisey, si que desconocía por completo que ya hubiera comenzado el rodaje. Me sorprende esa elección de personajes, pero espero que no estropeen unos de mis libros favoritos.
      Muchas gracias, y espero verte de nuevo por aquí.

      Un saludo!

Deja tu comentario

Recomendado en Las Cosas felices
Bienvenidos, auténticos creyentes, a La Tapa del Obseso, la sección de Raúl Sánchez. Ya se nos acaba esta década y podemos decir que los primeros…