InicioAnime / MangaOne Piece, anime vs manga

One Piece, anime vs manga

En Japón tienen la costumbre -no discutiré si fea o bonita- de trasladar la mayor parte de sus mangas a anime. Es una costumbre prácticamente inexistente en occidente (pocas veces podemos ver adaptaciones animadas de cómics, tebeos o novelas gráficas), pero que en terreno oriental, hablamos de Japón, funciona maravillosamente bien. El caso de One Piece no podría ser diferente. Este manga nació en 1997 y rápidamente empezó a cosechar éxito en su país natal, por lo que no tardaron ni dos años en poner en marcha su correspondiente versión animada, cuyo primer episodio vio la luz el 20 de Octubre de 1999. Hoy hablaremos de la diferencia que hay entre ambos y para los que todavía no hayáis leído ni visto nada de One Piece, una recomendación sobre cuál seguir.

AQUÍ OS DEJO LOS ANÁLISIS DE LOS CAPÍTULOS DEL MANGA

Manga y Anime, ¿Cuál es la diferencia?

Antes de nada, ¿Por qué deberías ver One Piece? Aquí te lo explicamos.

A la hora de comparar un manga con su anime debemos tener en cuenta cuál es el producto original. En este caso (y en la mayoría), el original es el manga, escrito y dibujado por la persona cuya mente dio vida a todos los personajes, a la historia y a todos los minúsculos detalles que se esconden entre las viñetas. Ese es un gran punto a favor del manga: es el único producto completamente fiel a la idea que tiene el creador de su creación.

Sin embargo, el anime de One Piece nació supervisado por Oda, y en él puede sentirse un cariño y un amor hacia la obra original bastante especial. Las viñetas están plasmadas casi a la perfección, con una animación impecable (para la época claro) y un doblaje japonés magnífico. Podríamos decir entonces que el anime no tiene nada que envidiarle al manga, pero solo en sus inicios, ojo.

Escena del anime de One Piece

El manga cuenta actualmente con 909 capítulos y el anime con 831 episodios (a día en que se escribe este artículo). Esta diferencia reside principalmente en que el manga siempre debe estar muy por delante del anime para tener cierto margen. ¿Cuál es el problema? Pues que con el tiempo ocurrió lo inevitable, los episodios de 20 minutos (con publicación semanal) se acercaron peligrosamente al manga (de también publicación semanal pero con descansos cada mes/mes y medio) y las dos soluciones tomadas a ese problema se han convertido en dos de los grandes puntos negativos con los que actualmente cuenta el anime: El primero, los capítulos soporíferamente largos. Toei Animation llega a ocupar con una mísera viñeta diez minutos del episodio, alarga los planos hasta la saciedad y al acabar los 20 minutos te das cuenta de que no has visto prácticamente nada. Por culpa de esto yo renegué a ver un arco entero en anime (más concretamente el de Dessrossa). El segundo, el relleno. Entre arco y arco existe la manía de incluir una pequeña historia no canónica generalmente aburrida y sin mayor relevancia para cubrir espacio y mantener ese margen necesario de capítulos con el manga. Este relleno suele ensuciar el resultado final de la mayoría de animes, siendo One Piece uno de ellos.

Por otra parte, el que para mí es el gran punto a favor del anime son las batallas. Si bien en el manga poseen una fuerza y una epicidad únicas, poder ver las grandes luchas animadas es una auténtica gozada. Últimamente están perdiendo bastante calidad a causa de la generalizada pobreza que está mostrando Toei Animation, pero todavía siguen siendo partes del anime que los seguidores del manga frecuentamos con emoción. También destacaré de este medio el color (siempre le aporta mucha más vida a los dibujos en blanco y negro) y la banda sonora (no soy muy amigo de los openings, pero el soundtrack orquestal es magnífico).

Misma escena de antes en el manga en el centro. A izq. y der. Arlong, un villano, y Luffy.

Quiero empezar One Piece, ¿manga o anime?

Esto no es más que mi recomendación personal, si preguntáis a otro fan de One Piece puede estar de acuerdo conmigo o completamente en contra, por lo que no podéis tomarlo como una guía definitiva.

· Quiero ponerme al día lo más rápido posible. En este caso lo que te recomiendo sin duda es que sigas el manga al 100% y te olvides del anime. Leyendo puedes conseguir avanzar muchísimo más rápido que con los redundantemente dilatados episodios. Si hacemos cuentas, 20 minutos x 831 episodios da nada más y nada menos que 16.630 minutos, o lo que es lo mismo, 277 horas. Es mucho tiempo, y te aseguro que leyendo el manga podrías ponerte al día en menos de un cuarto de ese tiempo.

· Quiero disfrutar One Piece al máximo. Aquí tienes dos opciones: si crees que tienes el suficiente tiempo/paciencia lo ideal sería que hicieras las dos cosas simultáneamente o por el orden que prefieras (primero manga y luego anime o viceversa), pero si no tienes tanto tiempo, yo diría que empezaras con el anime hasta el momento en que te aburra el innecesariamente largo minutaje de los episodios y te cambies al manga. Después, ya por voluntad propia, visitarás el anime de vez en cuando para ver esos momentos épicos que en el manga quizás no se disfrutan al 100%.

Espero que esta pequeña guía os haya servido para ordenar vuestras ideas sobre lo qué hacer acerca de One Piece. Si tenéis alguna cuestión no dudéis en plantearla en los comentarios.

Sed felices.

Mario Fernández Filloy
Mario Fernández Filloy
Soy, entre otras cosas, estudiante, cinéfilo, músico y lector; escribo sobre lo que me gusta y también tengo twitter @maffde

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

ÚLTIMOS ARTÍCULOS