Reseña de Riverdale. Drama adolescente para todos los gustos

8

Hoy os traigo la reseña de la serie Riverdale, un drama adolescente mezclado con misterios y unido a un ¿musical?. Sí, suena algo enrevesado pero no os preocupéis que os aclaro todo esto a continuación.

«Esta es la historia de una ciudad una localidad pequeña y sobre la gente que vive en ella de lejos es similar a tantas ciudades de provincia que hay en el mundo segura, decente, inocente pero si te acercas empezarás a ver las sombras que esconde en su interior. El nombre de la ciudad es Riverdale.»

Aquí tenemos el artículo en formato vídeo. Si te gusta el canal suscríbete. 

Si hay algo que me encanta (a parte de juego de tronos y otras 100 series más) son las series/películas adolescentes. Os lo admito, no se que tienen que aunque sean repetitivas y algunas muuuuy absurdas me entretienen muchísimo y no me canso de verlas; desde chicas malas o clueless a gossip girl, one three hill o sensación de vivir. El típico drama adolescente con los mismos problemas de siempre, mismas historias de siempre y esos institutos americanos me tienen ganada no puedo mentir (en realidad si podría pero no lo voy a hacer la verdad). Bueno, dicho ya uno de mis secretos mejor guardados empezaré con lo que venía a contaros.

Hace a penas un par de meses que empecé Riverdale, al principio solo ví como tres o cuatro capítulos de la primera temporada y tras ello la dejé en el olvido para tiempo después volver a retomarla con más ímpetu y conseguir hacerme un maratón de este drama en pocos días hasta conseguir terminar la primera temporada y ponerme al día con la segunda.

El melodrama Riverdale es la adaptación televisiva de los famosos cómics de Archie pero dándole un poco de oscuridad y un halo de misterio para hacerla más atractiva (y en mi opinión lo han conseguido). La serie comienza con el misterioso asesinato de Jason Blossom, hijo de una de las familias más conocidas y ricas de la localidad, cuyo cadáver es encontrado una mañana en el río de la ficticia ciudad de riverdale, poniendo patas arriba la fingida tranquilidad de sus habitantes. Tras este comienzo vamos descubriendo a nuestros protagonistas en un nuevo año de instituto; el primero de todos es Archie, el capitán del equipo de fútbol donde también jugaba Jason Blossom, Betty Cooper, la vecina de Archie, una jóven amable a la que le gusta escribir en el periódico escolar; Verónica, la chica nueva que llega en el peor momento a la ciudad debido a un escándalo de su vida y que revolucionará la vida de nuestros protagonistas, Cheryl Blossom, la hermana del fallecido, alguien oscura y por último Judhead, nuestro misterioso narrador y el que escribe sobre todo lo que ocurre en la localidad. Todos ellos se nos presentan como personajes muy simples durante los primeros capítulos, pero a medida que avanza la trama van evolucionando y añadiendo más drama y enredos a sus vidas.

Al principio de esta entrada comenté que la serie era una mezcla entre drama adolescente, misterio y musical, pues bien os lo voy a explicar. Cuando comienza la serie vemos la intriga que genera el descubrimiento del cuerpo de Jason Blossom y como todos los habitantes de riverdale parecen ocultar secretos alrededor del asesinato del jóven, a esto se le suma el típico drama adolescente de amoríos de instituto, peleas entre los populares, y los no tan populares, y varios personajes enfocados a la música. Tenemos a un grupo musical formado por tres componentes femeninas (llamado The Pussycats) y a Archie al que le encanta tocar la guitarra. Poco a poco cuando he ido viendo más episodios me he dado cuenta de que no son solo ellos los que se dedican a cantar o componer sino que al final todo dios en riverdale termina cantando en algún capítulo y de verdad que no estoy exagerando, voy por la segunda temporada y creo que no falta nadie por cantar en algún episodio (y todos cantan genial).

Aunque en muchos otros sitios he leído comparaciones con otras series como Twin Peaks o Gossip Girl, en Riverdale vamos a encontrarnos con una serie de instituto diferente a las ya vistas con anterioridad en televisión y la que rinde homenaje a varias de estas, haciendo referencia en muchas ocasiones a clásicas ficciones televisivas en películas o series.

En el elenco de la serie nos vamos a encontrar caras conocidas, entre los adultos más que nada, y no tan conocidas en pantalla, alguno de estos nombres son KJ Apa (Archie), Lili Reinhart (Betty), Camila Mendes (Veronica), Cole Sprouse (Jughead), Madelaine Petsch (Cheryl Blossom), Casey Cott (Kevin Keller) Marisol Nichols (Hermione Lodge), Mädchen Amick (Alice Cooper) y Luke Perry (Fred Andrews) entre otros.

La serie, desarrollada por Roberto Aguirre-Sacasa y Greg Berlanti, se estrenó el 26 de enero de 2017 por la cadena The CW y actualmente se encuentra en emisión su segunda temporada. En España se emite los jueves a través de movistar series, solo un día después de su estreno en EE UU. Aquí os dejo el trailer de la primera temporada para todos los que no la hayáis visto y aunque es una serie que gira en torno a estos adolescentes os recomiendo que le deis una oportunidad porque tiene una gran ambientación y una trama muy bien construida que va de menos a más según avanza el show.



el autor

Antiguo colaborador de Las cosas que nos hacen felices al que agradecemos su tiempo y su aportación. Muchas gracias.

8 comentarios

  1. Muy buena reseña, Antiguo Colaborador. Sólo me permito agregar que lo más genial de esta serie son los guiños y homenajes. En el episodio 12 hay una escena en la cual Betty y su madre están borrando huellas digitales por toda la casa para encubrir un crimen. En eso, Betty clava la vista en un tazón de frutas que hace de centro de mesa y le pregunta a su madre si la víctima las tocó. A pesar de que ella le dice que no, Betty duda un instante y luego se dedica a limpiar cada una de las frutas casi como si, más que borrar huellas, quisiera darles lustre. No sé si muchos se dieron cuenta, pero eso es un homenaje al relato de Ray Bradbury «La Fruta en el Fondo del Tazón», cuyo protagonista, tras cometer un asesinato, enloquece borrando huellas digitales llegando al punto de limpiar una y mil veces las frutas que hacen de centro de mesa aun siendo muy improbable que la víctima las hubiese tocado.
    También hay un muy obvio homenaje a los Simpson, con toda esa cuestión del robo de la cabeza de la estatua, tal como en aquel episodio en el que Bart robaba la cabeza de la estatua ecuestre de Jeremías Springfield, el fundador de la ciudad.
    Otra genial, pero más autorreferencial, es sobre el final de la temporada 1, cuando, en ocasión del cumpleaños de Jughead, Veronica lo saluda diciendo «Feliz cumpleaños, Torombolo», haciendo así referencia (y en el audio original está así, en español) al nombre con que conocíamos a Jughead en los cómics que se publicaban en español. Esa broma no puede en Estados Unidos, ser entendida prácticamente por nadie, sino que es un guiño al público latino y de cierta edad.

    • Perdón, hago la aclaración con respecto a la escena de las manzanas. Es el episodio 12 de la segunda temporada; no lo había especificado

Deja tu comentario

Recomendado en Las Cosas felices
Marvel Entertaiment ha llegado a un acuerdo con la USGA ( Asociación de Golf de los Estados Unidos ) para producir productos educativos de golf…