InicioJuegos y rolEl Señor de los Anillos: La Segunda Edad del Sol

El Señor de los Anillos: La Segunda Edad del Sol

Estamos acostumbrados/as a vivir aventuras de El Señor de los Anillos y el Hobbit en fechas cercanas a las novelas (Coda, el Anillo Único) o durante ciertos periodos de la Tercera Edad del Sol (Merp). El Silmarillion nos ofrece muchos cuentos e historias ajenas a Arnor, Frodo, la Guerra del Anillo o el Crepúsculo de los Eldar, ¿no os apetecería una campaña donde se viera a Annatar y sus males en Eregion? ¿La Grandeza de Khazam-dum antes de convertirse en Moria? ¿No os encantaría visitar Numenorë? En definitiva, disfrutar de aventuras en la Segunda Edad del Sol.

La esperada llegada de la segunda edición del Anillo Único más la serie de Amazon sobre la Tierra Media ha renovado un cierto interés por la obra de Tolkien en los ámbitos roleros. Lamentablemente todo apunta a que repetiremos en Tercera Edad (en el juego de rol) y a veces pienso que se desaprovecha este legendarium.

Hará unos 15 años un director de juego de Salobreña, Mode (hoy profesor de historia), me invitó a jugar una mini crónica ambientada en la Akallabeth (la Caída de Númenor) y ha mostrarme las bondades de la Tierra Media. He de confesar que se me antojaba muy pesado dicho universo y bastante encorsetado para narrar aventuras, ya que Tolkien compuso demasiado bien su obra. Gracias a esa campaña mi percepción cambió drásticamente hasta tal punto que Numenor ascendió a mi particular Olimpo de las frikadas.

Alrededor de 2015, si la memoria no me falla, comencé mi crónica basada en los últimos días de Tar Palantir y Ar Pharazon, con Elendil y la Última Alianza contra Sauron. Gracias a aquella historia corta de 5 aventuras realicé unas 42 (las adaptaré al Anillo Único pero con unos 10 a12 módulos). Tuve la ocasión de mostrar a los jugadores y jugadoras la grandeza de la era con más artefactos mágicos, el nacimiento de los primeros nazgul, navegar por la tierra plana y llegar a las tierras de la maia Arien (quien con su barcaza tira del sol), ¡incluso combatir junto al hijo de Amandil contra el mismísimo Sauron!

Los Anillos de Poder, la magnificencia del saber, la imagen hermosa de Sauron, los pueblos casi bárbaros de la Tierra Media, el auge de los Dunedain y Gil Galad junto a Galadriel como poderes de los Elfos. La Segunda Edad ofrece un aumento de poder de los aventureros ya que componen lo que en el futuro se conocerán como fábulas, mitos o cuentos que se perderán en el tiempo y que algunas pervivirán como canciones sin entender el por qué se originaron, salvo por unos pocos y pocas.

El Señor de los Anillos

¿Qué sistema empleé? Uno propio al que bauticé como Endore (que tristemente no funcionó) donde intentaba reflejar ese auge de la magia, la ciencia y los avances de la época. Las bellas hojas y flechas de Númenor, las espadas de Eregion, los poderosos navíos de velámenes oscuros de la Isla de las Estrellas. Incluso Sauron, que en ciertos escritos se le conoce como Zigur y reina como un faraón en las tierras del sur, como un dios viviente que no solo comanda orcos, sino también importantes pueblos que bajo la tiranía del Señor Oscuro prosperan, a su manera, gracias a los conocimientos que posee y más tarde compartirá como “siervo” de Ar Pharazon que dotará a la tierra de Númenor de una sapiencia elevada al margen de los Valar. Tristemente, todos y todas conocemos el funesto destino de Atalante y el precio a pagar al abrazar la oscuridad.

Dejando Numenor a un lado (de lejos, lo que más me fascina de toda la obra de Tolkien) existen más episodios interesantes por explorar… ¡La forja de los Anillos! Conocer a Annatar y sus mentiras hacia Celebrimbor para “controlarlos a todos” y su trágico desenlace. La amistad con los enanos de Khazam-dum puede traer interesantes puntos de vista sobre el más importante reino enano o, más aún, ¡jugar dentro de un lugar donde Tolkien apenas dejó referencias! Una historia sobre el pueblo de Durin “el Inmortal” bajo el techo de la montaña y la profundidad de la misma, ¡sería muy seductor!

Tercera Edad goza de episodios muy golosos al margen de la Guerra del Anillo, como el conflicto contra el Rey Brujo y largos espacios donde el Profesor no especificó nada reseñable (como aconsejan en Merp, jugar sobre el 1500 TE), pero me gustaría que con este artículo a ti, lectora o lector, te evocase la suficiente curiosidad de escribir, disfrutar, soñar con las crónicas en la Segunda Edad del Sol. Namarië.

Para más artículos sobre Juegos de Rol, visitad nuestra sección.

Aquí os dejo también la web de Devir sobre el juego de rol de El Señor de los Anillos: El Anillo Único.

Nos leemos en los siguientes artículos, sayonara baby.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

ÚLTIMOS ARTÍCULOS