IniciocineLas cosas que nos hacen temblar: el Wendigo

Las cosas que nos hacen temblar: el Wendigo

En la primera entrega de esta serie de artículos ya os expliqué mi intención de mostraros lo socorrido que ha sido el imaginario colectivo en el mundo del entretenimiento, cantidad de folclore alejado de la arcaica tradición oral y llevado al resto del mundo mediante imágenes y palabras. En esta ocasión nos vamos a trasladar desde el norte de Estados Unidos hasta Canada, todo con la intención de entender uno de los mitos más difundidos de la zona, la existencia del Wendigo.

Para más artículos de esta sección consulte el siguiente enlace: Las cosas que nos hacen temblar.

¿Qué es el Wendigo? ¿Por qué debería darme miedo o hacerme temblar? Dos preguntas, una sola respuesta. El Wendigo es un ser antropomórfico, más parecido a una bestia que a un hombre pero conservando sus rasgos más distintivos. Su piel, del color de la ceniza, se adhiere a sus huesos de forma que le confiere un aspecto realmente terrorífico. Sus ojos, inyectados en sangre, hundidos en sus cuencas viajan nerviosos por las mismas buscando nuevas victimas humanas con las que saciar su hambre, siempre está hambriento. Vaga por los nevados montes, susurrando tu nombre, cada vez más cerca, su dulce voz como la de una sirena, te atrapará. Si escuchas tu nombre entre los arboles será demasiado tarde para escapar.

Este mito se atribuye a los pueblos algonquinos de la región de los Grandes Lagos. Ellos fueron los encargados de transmitirlo oralmente a otras tribus de la zona. Las frías condiciones climatológicas y las hambrunas derivadas de ellas, obligaban a los hombres a practicar el canibalismo, siendo una ofensa a los grandes espíritus del bosque y motivo suficiente como para sufrir la maldición del Wendigo. Con este relato se infundía terror en los corazones de los hombres, los alejaba de la antropofagia. Nadie quiere verse transformado en un ser que pasa su vida alimentándose de carne humana. Todo estos relatos tenían un efecto realmente severo en la psique de los miembros de las distintas tribus, hasta el punto de crear en los diferentes sujetos un estado de psicosis por Wendigo, en el que los enfermos creían que realmente se iban a acabar transformando en el ser mitológico.

Tras esta introducción, voy a hacer un breve repaso por aquellas ocasiones en las que el Wendigo ha formado parte del mundo de la cultura popular y las formas en las que éste es mostrado. Sin más dilación, empezamos.

Ravenous

De todas las películas que existen en las que aparece el Wendigo, esta es la que me parece que mejor traslada la leyenda, sin abandonar en ningún momento el tono de comedia negrísima que caracteriza a la cinta y sin terminar de ser del todo convencional. Tras una primera hora fantástica en la que se nos narra como el protagonista (un John Boyd muy bien interpretado por el siempre eficiente Guy Pierce), un capitán del ejercito, es destinado a un recóndito lugar de Sierra Nevada, California (Estados Unidos). Tras conocer a sus nuevos compañeros, todos mellados por los acontecimientos y el clima, aparece un extraño hombre, perdido y harapiento (Robert Carlyle es el dueño absoluto de la cinta encarnando al extraño Colqhoun). El extraño contará que ha sobrevivido a base de comer carne humana y ahí es donde empiezan los eventos a precipitarse hasta un final que quizás no esté a la altura del resto de la cinta pero que, en mi opinión, es solvente.

Es difícil encasillar a la película en un solo genero y ahí es donde reside su gracia. La cinta utiliza el siglo XIX como excusa para embarcar al espectador en un viaje por la parte más sórdida de los Estados Unidos, donde la paranoia, la psicosis por Wendigo, la sangre y el horror se hacen patente. El monstruo da más miedo si se presenta en forma humana. Tenéis que dar una oportunidad a esta cinta si aún no la habéis visto, toda una película de culto.

Cuando miras largo tiempo a un abismo, el abismo también mira dentro de ti.

El Wendigo en Marvel

Marvel (y el mundo del cómic en general) siempre se ha caracterizado por recurrir a la mitología para crear nuevos personajes que utilizar en sus diversas historias. Este es el caso del Wendigo que aparecería en abril de 1973 en el numero 162 del Increible Hulk de las expertas manos de Englehart y Trimpe. El origen del monstruo es el mismo que nos narran las diversas leyendas algonquinas, es un ser maldito condenado a alimentarse de carne humana para el resto de su existencia.

El Wendigo marvelita se ha convertido en uno de los villanos más reconocibles de toda la galería de Hulk, convirtiéndose en todo un grano en el culo para el gigante esmeralda que ha tenido que enfrentarse a él en más de una ocasión para frustrar sus primarios planes. No solo Hulk ha tenido problemas con la criatura, también Wolverine ha tenido sus más y sus menos con el Wendigo (y con varios de ellos a la vez). En ocasiones ha sido un peligro tan evidente que ha unido a varios supergrupos (X-Men y Alpha Flight, por ejemplo). Todo un curriculum a tener en cuenta para este villano que nos trae a los espíritus de la naturaleza en su forma más descarnada.

El Wendigo de Marvel se nos muestra más musculado que en la leyendas algonquinas

Until Dawn

Uno de los videojuegos de esta generación, en el genero de terror, que más disfruté por su capacidad para presentarnos una historia convencional, encerrada en clichés y, aún así, sorprendernos con la resolución de la misma. Un slasher con tintes mitológicos que sorprenderá a todo aquel jugador que se atreva a probarlo. El título para PlayStation 4 nos presenta a un grupo de jóvenes (bastante estereotipados, al menos a priori) que pasan sus vacaciones de invierno en el Monte Washington en Nueva Hampshire (Estados Unidos) un año después de un trágico acontecimiento que dio un vuelco a sus vidas. Lo que empieza como un slasher de corte clásico (todo lleno de jóvenes actores emergentes de Hollywood, hasta en esto se parece) acaba convirtiéndose en un relato de horror gótico al más puro estilo Lovecraft, en el que el Wendigo cobra protagonismo de forma progresiva. No seguiré desvelando nada por si alguien que siga estas líneas no lo ha jugado todavía. Os dejaré descubrirlo por vosotros mismos.

Un imperdible de esta generación y un exclusivo de nivel para la consola de Sony, si tenéis oportunidad de jugarlo, ya sabéis.

El Wendigo y Lovecraft

El Wendigo también aparece en el complejo mundo de los Mitos de Cthulhu, en 1910 publicaría Algernon Blackwood (Uno de los escritores que más influyó en el maestro y posteriormente integrado dentro de los mitos) su relato corto El Wendigo. Blackwood ha sabido mejor que nadie transmitir la paranoia, el canibalismo convertido en tabú por lo algonquinos, al mundo de la “civilización”, al del hombre blanco. Es un relato heredero de su tiempo, sutil y con la capacidad de trasladarnos junto a su protagonista mientras éste visita cada recóndito lugar de su alma, mientras se debate entre permanecer cuerdo o seguir sus nuevos instintos.

El Wendigo sería abrazado, más tarde, por el lore lovecraftiano, formando parte de su extensa galería de criaturas. Toda una parada obligada para aquellos amantes del terror gótico, en mi opinión, de los mejores relatos cortos que existen sobre el tema. Ninguno ha sabido transmitir tan bien como Blackwood el canibalismo a ojos de las tribus algonquinas, es el fin de la cultura, el hombre se rinde ante las fuerzas arrolladoras de la naturaleza. Muere.

Otras apariciones

Como ya hemos visto, el Wendigo ha tenido un largo recorrido por la cultura popular, tanto que ha visto transformada su figura tantas veces como adaptaciones ha tenido. Ha aparecido en series estadounidenses, protagonizando capítulos de las mismas (Teen Wolf, Supernatural, Grimm, Haven, etc…), no solo en las de acción real sino también en series de animación (en My Little Pony, por ejemplo), ha atravesado fronteras y se ha hecho un lugar en la cultura japonesa (ha sido utilizado en el anime Digimon como inspiración para su Wendigomon o en videojuegos japoneses como en el clásico Final Fantasy VII en el que aparece como enemigo a batir). Todos estaremos de acuerdo en que el curriculum del Wendigo es bastante amplio en la cultura popular y no parece que la cosa vaya a frenar. Parece que lo que empezó como una leyenda para evitar el canibalismo entre tribus se ha acabado convirtiendo en todo un icono del terror.

Y hasta aquí nuestro recorrido por los oscuros caminos antaño recorridos por el espíritu maligno del bosque, nos vemos en las próximas entregas. Dormid bien… si podéis.

Antiguo Colaboradorhttps://www.lascosasquenoshacenfelices.com
Antiguo colaborador de Las cosas que nos hacen felices al que agradecemos su tiempo y su aportación. Muchas gracias.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

ÚLTIMOS ARTÍCULOS

Entrevista a CARLES MIRALLES editor de YERMO EDICIONES y ARECHI MANGA

Presentamos la entrevista que hemos hecho a Carles Miralles, el editor de Yermo ediciones y Arechi Manga. Yermo ediciones y Arechi Manga. Si te gustan los...
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos.
Privacidad