Análisis de Clase Letal (Deadly Class). Temporada 1. Episodio 1

2

Clase Letal (Deadly Class en el original) es la última adaptación televisiva de un cómic que podemos ver en nuestras pantallas. Desde esta web vamos a analizar cada episodio para desgranar todos los detalles y acercaros nuestro punto de vista sobre esta serie que nos ha enganchado desde el primer capítulo. Aunque la serie es de SyFy, en España se puede ver a través de la plataforma de HBO.

Lo primero que hay que señalar es que es una serie muy alejada del tono superheroicos de otras producciones ya que está basado en un comic independiente de Rick Remender y Wes Craig que publica la editorial Image. Su principal aval está en que es el propio Remender el líder del proyecto y tiene a los hermanos Anthony y Joseph Russo (responsables de Vengadores: Infinity War y de su venidera secuela) como productores.

Los protagonistas de Clase Letal

El argumento no es demasiado original a priori. Marcus López (Benjamin Wadsworth) es un adolescente huérfano que vive como desamparado en el San Francisco de 1987. La policía le persigue ya que es el principal sospechoso de unos cruentos asesinatos ocurridos en un hogar para jóvenes-reformatorio. Todo parece indicar que el joven Marcus es un asesino despiadado y eso llama la atención del Maestro Lin (Benedict Wong), quien le ofrecen la oportunidad única de ingresar en King’s Dominion, una escuela de élite con la misión de entrenar asesinos perfectos.

En dicha academia se dan cita los hijos de las organizaciones criminales más peligrosas del mundo (yakuza, mafia, carteles sudamericanos, supremacistas arios…) buscando convertirse en los mejores asesinos del mundo gracias al dinero que pagan sus padres (como si fuera una escuela privada de la muerte). Marcus es un “becado”, elegido por el propio Maestro Lin por el potencial que ve en el para ser un asesino de esos que pueden cambiar el mundo.

Y es que ser un asesino no es algo intrínsecamente malo. Se puede elegir hacer el mal pero también acabar con la vida de criminales, pederastas o banqueros y jefes de estado corruptos. Es la persona que mata la que decide su propio camino.

El Maestro Lin y los alumnos de King’s Dominion que serán los compañeros de Marcus

La idea de una academia peculiar no es nueva. Podemos encontrarla en muchas historias, desde Harry Potter a los X-Men. Además el hecho de que el protagonista sea un inadaptado sin recursos en una institución de alto standing también lo hemos visto recientemente por ejemplo en Élite.  Pero lo novedoso de Clase Letal son las enseñanzas de la escuela (asesinatos), la atmósfera que envuelve la historia y la manera de contarla.

Por otro lado es interesante el marco temporal en el que está inscrita. Parece que hay un boom de nostalgia por los dorados años ochenta, pero en Clase Letal esa década no es todo lo bonita que algunos recuerdan. La vida de Marcus está marcada por una tragedia derivada de los recortes sociales producidos en el mandato del presidente Reagan, por eso nuestro protagonista se marca como objetivo el asesinato de dicho mandatario. Además vemos el peso que tenían en esos años las organizaciones criminales y como asentaron sus bases de poder para ser lo que son ahora sin el más mínimo control por parte de los gobiernos.

King’s Dominion es una escuela con alumnos muy… peculiares

Como en muchas producciones americanas enmarcadas en institutos y universidades, vemos un ecosistema propio basado en la pertenencia en un grupo concreto. La gracia de esta serie es que aquí no vamos a ver a los deportistas, las animadoras, los frikys y demás familias. Aquí los grupos están basados en las organizaciones criminales a las que pertenecen los jóvenes asesinos. Y nuestro protagonista  no pertenece a ninguna, lo que hace que siga siendo un inadaptado, aunque al final encuentre su sitio entre los punks y anarquistas y consiga hacerse con amigos de otros grupos  (todo lo amigos que pueden ser unos asesinos, aunque hay alguno que no es tan fiero como quiere parecer). Como principales compañeros de Marcus tendremos a Willie Lewis (Luke Tennie), un pandillero afroamericano durísimo y al joven punk Billy (Liam James).

Tampoco podían faltar los líos amorosos en una serie protagonizada por adolescentes. Desde el primer momento Marcus se ve atraído hacia la misteriosa yakuza Saya Kuroki (Lana Condor) pero la chica que se le acerca es la mexicana Maria Salazar (María Gabriela de Faría), que se muestra muy interesada en nuestro protagonista, aunque como todo en Clase Letal, esta atracción es un arma de doble filo. Los asesinos no solo tienen que saber usar las armas, los más peligrosos pueden actuar de maneras mucho más sibilinas.

Saya y Marcus forman una pareja interesante y llena de contrastes

La serie de Clase Letal es muy  fiel al comic original. Ya hemos dicho que el guionista Rick Remender es el productor ejecutivo de la serie y eso se nota. No solo en una fidelidad al argumento del cómic (que parece seguir casi punto por punto) sino también en la atmósfera que rodea a la historia.

En este sentido cobra mucha importancia la banda sonora. En el cómic hay muchas referencias a los gustos musicales de los protagonistas, unos gustos un tanto alejados de la música más comercial de la época en la que está enmarcada la historia. En este episodio brillan los sonidos electrónicos sombríos, en suma a éxitos alternativos de la década que incluyen piezas de Depeche Mode, Echo and the Bunnymen, The Sisters of Mercy y Killing Joke, ayudando a distinguir la atmósfera propia y personal de esta serie.

Maria Salazar, una sexy asesina con secretos ocultos

Además retoma muchos de los aspectos visuales del cómic original que se ven en el aspecto de los protagonistas (bastante buena la elección del casting), las localizaciones e incluso algunas escenas de acción. Tan fiel es el aspecto visual que incluso incluye secuencias animadas (sobre los recuerdos traumáticos de Marcus) que reflejan el estilo del arte de Wes Craig.

Y como guinda para los amantes al cómic, atentos a la conversación que mantienen Marcus y Willie, discutiendo sobre que es mejor, si el cómic independiente de la época o la saga de Fénix Oscura de los X-Men. ¿De qué lado estas tú?

En resumen, este primer episodio de Clase Letal sin duda cumple con las expectativas de un piloto y cumple su cometido de enganchar a la audiencia con su presentación.



el autor

Licenciado en periodismo, apasionado de los comics, las (buenas) series de televisión, el cine, los videojuegos y los juegos de mesa... vamos, soy un frikazo total, siempre a vuestro servicio.

2 comentarios

    • Juanjo Avilés el

      Hola Cora qué tal? En teoría el estreno de esta serie tenía que ser el jueves 17 de enero, pero el piloto (este primer episodio) se “preestrenó la semana pasada. Me imagino que tendremos los nuevos episodios semanalmente cada jueves, pero tampoco lo puedo asegurar 100%

Deja tu comentario

Recomendado en Las Cosas felices
¡Saludos vaqueras/os! Tanto si lo sabéis como si no, no es mi primer artículo dedicado al western y tampoco será el último, porque es uno…