InicioSeriesPatria (Análisis de los capítulos)Análisis de Patria. Temporada 1. Capítulo 4: Txato, Entzun, Pim, Pam, Pum.

Análisis de Patria. Temporada 1. Capítulo 4: Txato, Entzun, Pim, Pam, Pum.

¡[email protected] otra semana más a un nuevo análisis de Patria! Llegamos al ecuador de esta miniserie de HBO con el cuarto capítulo. Antes de comenzar este nuevo análisis, os dejo los enlaces a los anteriores artículos:

Análisis de Patria, Temporada 1, Capítulos 1 y 2

Análisis de Patria, Temporada 1, Capítulo 3

Esta nueva entrega retoma la historia donde la dejó el tercer episodio. Bittori yace en el suelo después de sufrir un desmayo producto de la enfermedad que está consumiendo su vida. Es impresionante la perseverancia de este personaje, pese a encontrarse débil y enferma, no abandona su meta de saber toda la verdad sobre el asesinato de su marido.

De este modo, vuelve a visitar a Joxian en su huerta para entregarle una carta con la esperanza de que llegue a manos de Joxe Mari. Es durante esta visita cuando también descubre que éste parece no visitar a su hijo en la cárcel, otra muestra más de que Joxian no apoya las acciones de ETA ni está de acuerdo con la nueva vida de su hijo.

Mediante un nuevo flashback, somos testigos de cómo Bittori y Txato sufren las consecuencias de las constantes amenazas de la organización terrorista. Por un lado, Bittori es objetivo de conversaciones en las que se percibe que ni ella ni su familia son bienvenidas ya en el que fue siempre su hogar. Por otro lado, Txato vive en constante alerta, comprobando que ETA no ha puesto ninguna bomba en su coche y viendo cómo sus antiguos amigos le dan la espalda, incluido Joxian.

Patria, Capítulo 4

Sin embargo, no quedará ahí la cosa. La tensión en la vida de esta familia se va incrementando progresivamente. Txato experimenta cómo su seguridad corre un grave peligro, ni siquiera su empresa le sirve ya de refugio. Está claro que cada vez se le hace más difícil su día a día desde que ETA le convirtió en uno de sus objetivos. Txato visita a su hijo en San Sebastián para contárselo todo. Xabier le recomienda que abandonen el pueblo y que se vayan a vivir a la ciudad, pero su padre se resiste a dejar su vida atrás por las amenazas.

En cuanto a Joxe Mari, se nos sigue mostrando la vida de los miembros de la banda terrorista. Como se indicaba la semana pasada, la palabra que la describe a la perfección es clandestinidad. Joxe Mari recibe la llamada que tanto esperaba, le toca empezar a actuar. Veremos los diferentes trayectos en coche por carreteras poco transitadas, las reuniones en casas en lugares aislados, cómo cruzaban los etarras la frontera a pie para no ser vistos, la constitución del nuevo comando Oria y las instrucciones que recibían antes de empezar a actuar o sus primeros pasos en el área que se les asignaba.

Patria nos devuelve de nuevo al presente. Vemos cómo Joxian le cuenta a Miren que Bittori se ha puesto en contacto con él y que el motivo es una carta para Joxe Mari. Como era de esperar, Miren decide romper la carta, haciendo gala una vez más de una irracionalidad pasmosa. Con lo que no contaba la matriarca es que su hija Arantxa, pese a sus graves problemas de movilidad, decidirá recoger los trozos de papel de la basura con la ayuda de Joxian y contárselo todo a Bittori. A estas alturas, puedo afirmar que me encanta Arantxa y su actitud ante la vida pese a todo el sufrimiento que carga sobre su espalda.

Para terminar, creo que es esencial mencionar el evento que supone el punto de partida de Patria y el eje central de este capítulo: el asesinato de Txato. Presenciaremos la escena en la calle y veremos cómo dos pistoleros se acercan por la espalda a su víctima. Podremos ver cómo Joxian recibe la noticia de que su mejor amigo ha fallecido, cómo Miren encaja lo sucedido (me parece muy interesante la dualidad que muestra este personaje en determinadas ocasiones), la hipocresía de los responsables de la iglesia del pueblo ante el asesinato, el velatorio y el funeral o cómo afronta Xabier la pérdida de su padre.

Llegamos justo al ecuador de Patria y sigue con una proyección ascendente. Cuando parece que ya has visto una escena que no puede ser más impactante, te vuelve a sacudir una realidad que debió ser terrible para aquellos que la sufrieron de cerca. Si la semana pasada recomendaba que todo el mundo viera esta serie, hoy me reafirmo. Patria mantiene el ritmo narrativo en todo momento, siempre nos quedaremos con ganas de saber más. Y aquí estaremos la semana que viene con un nuevo análisis.

Espero que os haya gustado, ¡un saludo y sed felices!

Alejandro Reyes Leónhttps://www.lascosasquenoshacenfelices.com
Licenciado en Filología Inglesa por la Universidad de Granada. Desde pequeño, crecí leyendo Dragon Ball y ahora los cómics son una parte fundamental de mi vida gracias a Toriyama. El plan perfecto para una tarde cualquiera es una sesión de cine y una buena serie puede llegar a ser mi perdición si hay demasiadas temporadas disponibles cuando empiezo a verla. Otra de mis pasiones es el baloncesto, no hay nada como ver ganar a tu equipo en el último segundo sufriendo una taquicardia.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

ÚLTIMOS ARTÍCULOS